VIGO

La UNED se rejuvenece y gana alumnos de menos de 35 años

Este curso se matricularon 778 alumnos repartidos en trece grados y el curso de acceso

Una de las tutorías celebradas en las aulas del Auditorio de Beiramar.
Una de las tutorías celebradas en las aulas del Auditorio de Beiramar.
La UNED se rejuvenece y gana alumnos de menos de 35 años

El Aula de la UNED en Vigo abrió en febrero de 2013 en el Casco Vello con un curso de acceso para mayores de 25 años y con cien alumnos matriculados. Un año después sumaba cinco grados universitarios a petición del Concello de Vigo y cuadruplicaba la cifra de alumnos. A día de hoy, el centro universitario, a pleno rendimiento y con todas las aulas equipadas en el Auditorio de Beiramar, cuenta con 778 alumnos matriculados en los trece grados que imparte y en el curso de acceso.
Hay alumnos de edades comprendidas entre los 19 y los 60 años estudiando en los distintos grados, pero la franja de edad de mayor volumen está entre los 25 a los 35 años. Este rejuvenecimiento es un fenómeno que se viene detectando en los últimos años, además del aumento del número de alumnos en general. La coordinadora del Aula de la UNED en Vigo, Margarita González Peiteado, explica que  “La flexibilidad de la formación a distancia hace que muchos de los matriculados compaginen sus estudios universitarios con actividades laborales y cargas familiares. Sin embargo, cada vez hay más jóvenes que se matriculan en la UNED cuyo perfil es similar al de la enseñanza presencial, dedicándose fundamentalmente a la formación académica”. 

Mayores y otros cursos
Los alumnos de los grados no son los únicos que acuden al Aula de Vigo. El año pasado se organizaron 30 actividades de extensión universitaria, en las que participaron 755 personas, y el programa de mayores de 55 años, UNED Senior ,cuenta este curso con medio centenar de matriculados. Los cursos de extensión se dirigen a todos los públicos, en este caso van desde los 19 años a personas de más de 70, que buscan una mayor formación en un área concreta. En cuanto a los senior, no se requieren requisitos académicos previos. “Son personas activas y dinámicas que desean seguir aprendiendo, mejorar su calidad de vida y mantener un buen nivel de comunicación intercambiando conocimientos y experiencias”, explica Margarita Peiteado, quien anuncia además que el próximo curso está previsto aumentar el número de asignaturas para este colectivo. 

JOSÉ HACHERO Alumno de Pedagogía

“Es duro hacer compatible trabajo y estudios, te metes por vocación”

Hachero, en el Aula de la UNED.

José Hachero está en el tercer curso del grado de Pedagogía en el Aula de la UNED de Vigo. Es vigués y tiene 35 años.
¿Por qué se apuntó?
Me apunté por cambiar y por mejorar un poco, siempre me gustó la Pedagogía.
¿Está trabajando?
Trabajaba en el sector del automóvil cuando empecé la carrera, pero ahora no estoy trabajando y me dedico más a los estudios porque la exigencia aumenta al pasar los años.
¿Es difícil compatibilizar trabajo y estudios?
Es muy duro. Lo haces por una cuestión vocacional. No puedes salir de trabajar y ponerte a estudiar Derecho si no te gusta el Derecho, sería inviable. Llegas tan cansado que solo se puede conseguir si te gusta mucho.
¿Se hubiese matriculado igual si no existiese el Aula de Vigo?
No, no habría empezado.
¿Desde cuando sabe que lo suyo es la Pedagogía?
Me gustó casi de siempre. De joven no pude estudiar y no me lo planteé. En cuanto tuve oportunidad de hacer algún estudio siempre pensaba en la docencia.
¿Cómo es el trabajo? ¿Cómo prepara la carrera?
Hay tutorías y la mayor parte del trabajo es autónomo, significa leer guías, entenderlas, solucionar dudas con los tutores, saber utilizar los recursos del centro. Yo estoy en tercero y los conozco bien ya.
¿Pensó en participar en el programa de mentorado?
Está abierto a todos, yo empecé el curso trabajando y si al estudiante de la UNED le falta algo es tiempo. Es complicado. 

LYDIA NORIEGA Profesora de Derecho Civil

“En las tutorías resuelvo dudas y presento los temas resumidos”

Lydia Noriega, antes de la tutoría.

Lydia Noriega es profesora de Derecho Civil desde hace diez años en la UNED y también da clase de esta materia en la Universidad de Vigo.
¿Es muy distinto el alumnado de la universidad a distancia?
Es gente que trabaja, que quiere hacer una segunda carrera, reciclarse, hacer unas oposiciones o que necesita una titulación, pero también hay gente para la que es su primera carrera.
¿Crece el número de jóvenes que vienen de bachillerato?
La verdad es que sí, en los últimos años hay más afluencia, no sé a qué se debe.
¿Es más difícil estudiar en la Universidad a distancia?
No. Está muy bien diseñada. Desde el primer día de clase saben los manuales, tienen las guías de estudio de cada materia colgadas desde junio del año anterior y van al examen final. No tienen problema de apuntes (hay un manual) y por otro lado  no tienen tanta clase presencial.
¿Los alumnos vienen por hobby o por necesidad?
Es duro compatibilizar trabajo y estudio. Hay una parte de afición pero realmente es porque lo necesitan y eligen bien lo que quieren.
¿Qué hacen en las tutorías?
Está orientado a que cada uno consulte su duda, pero si no preguntan le hago resúmenes de temas con presentaciones que luego les doy y que ayudan a sintetizar.
¿Rinden mucho?
No tienes que preocuparte de si rinden o no, ellos se preparan bien el temario y vienen a clase sin que eso compute para nada.
¿Tiene demanda Derecho?
Estamos muy contentos, se llena.