Tecnología

El imparable crecimiento de blackview

Tecnología

Teléfonos Todoterreno

El imparable crecimiento de blackview

Foto: www.telefonostodoterreno.es/blackview/
photo_cameraFoto: www.telefonostodoterreno.es/blackview/

Desde que el nombre blackview comenzara a sonar en Europa hace casi 5 años a la oferta actual que dispone la marca en nuestro país, no solo ha pasado casi el lustro sino todo un imparable crecimiento. Móviles de todo tipo de precios, altavoces y complementos como los protectores de pantalla son ya habituales en miles de usuarios.

“Existe una empresa importadora de la marca de móviles chinos Blackview para España, la cual suministra a todo el canal de mayoristas y distribuidores, ofreciendo el importador una garantía de 2 años frente a defectos de fabricación en su servicio técnico” explican desde Teléfonos Todoterreno, quien suministra a estos productos a los canales de mayoristas, tiendas distribuidoras, empresas y a clientes finales. 

Quienes no han querido entrar en la dinámica de las marcas más habituales y han buscado teléfonos alternativos de importación conocen de sobra las prestaciones que pueden ofrecer, no teniendo apenas nada que envidiar a las primeras marcas y más ahora que la gestión de garantía se puede desarrollar en el propio país, algo que antes sí acababa suponiendo un problema por tener que enviarlo a China, con lo que eso demoraba poder volver a usar el dispositivo.

Salvada esa pega, cada vez son más quienes apuestan por móviles blackview o de otras marcas que, por precios mucho más ajustados, ofrecen prestaciones que corresponderían a los de alta gama en otras marcas.

Una característica que suele convencer a su público tiene que ver con la dureza de los dispositivos. Sino todos, prácticamente todo su catálogo cumple la norma IP68 relacionada con su resistencia al agua y polvo, pero también cuentan en sus dispositivos más avanzados con certificaciones militares y un software preparado para aplicaciones de IA.

Blackview-BV5500Pro-desierto

En realidad, este tipo de dispositivos se pueden incluir dentro de la gama de casi indestructibles porque son capaces de soportar sin despeinarse caídas desde más de un metro de altura y son capaces, también, de estar sumergidos en agua más de media hora. Y todo ello pagando por lo que sería un móvil de gama media de otro segmento.

Clave para su elección es también su capacidad de batería, que supera con creces las 25 horas de conversación que ofrecen otros dispositivos gracias a sus 5580mAh también con carga rápida y reconocimiento tanto dactilar como facial.

Sin duda, este tipo de tecnología, pese a la fama que tenían los dispositivos venidos desde China, han conseguido dejar atrás las dudas para dar paso a un tipo de consumidor dispuesto a tener lo último en avances sin necesidad de pagar el precio que marcan algunas marcas a nivel mundial, que se convierten casi en privativas.

Así, con los últimos datos del sector, se pone en relieve que cada vez hay una tendencia mayor a hacerse con dispositivos que duren más en el tiempo y que ralenticen la necesidad de cambiar de terminal en los tiempos previstos por las marcas. 

La opción de hacerse con móviles casi indestructibles, de los llamados en algunos casos rugerizados, comienzan a calar en una sociedad que ve cómo otras marcas con menos marketing son igual de competitivas a la hora de ofrecer productos y prestaciones.