El jugador del Celta Beltrán, contra los elementos

Fran Beltrán cumple su sexta temporada en Vigo y tiene contrato hasta 2026.
photo_camera Fran Beltrán cumple su sexta temporada en Vigo y tiene contrato hasta 2026.
La exigencia con balón y el ansia de un mediocentro alto castigan al de Seseña, inédito ante el Cádiz tras casi tres años

El 28 de febrero de 2021, hace dos años, 9 meses y 12 días, el Celta de Eduardo Coudet recibía en casa al Valladolid y acabó empatando en el descuento con un gol de Jeison Murillo, que paliaba el previo del excéltico Fabián Orellana. Fran Beltrán inició ese partido como suplente y no jugó ni un solo minuto. Una experiencia que el de Seseña no había tenido que repetir hasta el pasado lunes, durante la visita a Balaídos del Cádiz, cuando vio todo el encuentro desde el banquillo o calentando.

Es un síntoma más de la fase gris por la que está pasando el mediocentro en su ya sexta temporada con el Celta, tras su llegada en 2018 a cambio del pago de la cláusula de 8 millones de euros. Con todo, sus números siguen siendo los de un jugador importante en la plantilla, pues en realidad sólo se ha perdido tres onces -incluyendo las 15 jornadas de Liga y los dos partidos de Copa- y únicamente no ha dispuesto de minutos en ese duelo ante el Cádiz. De hecho, es el sexto futbolista de la plantilla con más minutos en lo que va de temporada, a sólo dos de Aspas y por delante, por ejemplo, de Jorgen Strand Larsen.

Beltrán está pagando dos circunstancias de diseño de plantilla no achacables a él. Por un lado, la falta de un futbolista con capacidad de crear juego en el centro del campo, una cualidad en la que el de Seseña nunca ha destacado en las cinco temporadas previas en Vigo. Y, por otro, la preferencia del actual técnico celeste, Rafa Benítez, por ese mediocentro más físico y de más centímetros que se adapta mejor a su fútbol y que la dirección deportiva no pudo cerrar el último día del mercado de verano. El mismo que se vuelve a buscar ahora en enero y que pone en jaque las opciones del ex del Rayo de mantenerse en el puesto a medio plazo.

Hace casi dos años, el 13 de enero de 2022, se anunció con lógica alegría la renovación de Fran Beltrán hasta 2026. La apuesta de futuro realizada por un futbolista que llegó a Vigo con apenas 19 años se confirmaba. Además, el jugador caía en gracia en la afición por su capacidad para identificarse con los símbolos del club. Aquel chaval tiene ahora 24 años, cerca de 25, y, en lo personal, ya es padre. Tal maduración debe valer para pasar malas rachas como la actual y convencer a un técnico más de que los centímetros no lo son todo.

Te puede interesar