ECONOMÍA

La conserva gallega tiene vía libre para entrar en el mercado canadiense

La industria alimentaria se beneficiará de la reducción de aranceles en mejillones, gambas o vieiras gracias al CETA

Sergio Prieto, Karen Kennedy, Juan Vieites, Máximo Hurtado y Augusto Álvarez, en Anfaco.
Sergio Prieto, Karen Kennedy, Juan Vieites, Máximo Hurtado y Augusto Álvarez, en Anfaco.
La conserva gallega tiene vía libre para entrar en el mercado canadiense

n n n El tratado de libre comercio entre la Unión Europea y Canadá (CETA) traerá importantes beneficios para la industria pesquera gallega, especialmente la conservera. Los principales mariscos que se emplean en la misma dejarán de tener aranceles a la hora de ser exportados. Entre otros productos se eliminarán por completo los del mejillón (actualmente un 15% de aranceles), las gambas (20%), la vieira (8%) y las ostras (9%), entre otros productos pesqueros como el bacalao, el arenque o el salmón.
Estos y otros datos se revelaron durante una jornada organizada conjuntamente por la Asociación Nacional de Fabricantes de Conservas (Anfaco) y el Instituto Español de Comercio Exterior (ICEX). El objetivo del encuentro era mostrar a los empresarios vigueses los beneficios de este acuerdo, que se extienden a otros sectores y no solo la conserva.
El responsable de exportaciones de Conservas del Noroeste, Íñigo Tena, puso su compañía de ejemplo de exportación a Canadá. Señaló que comenzaron a trabajar con este país tras la guerra del fletán y que desde entonces mantienen buenas relaciones comerciales. Tena explicó a los empresarios presentes que deben tener en cuenta que la normativa canadiense de cierre y sellado de latas es muy estricta, y que la detección de un error en una sola lata supone la devolución del cargamento entero al punto de origen. Tena señaló que la conserva española tiene muy buena reputación en Canadá, gracias a las primeras generaciones de inmigrantes que preferían este producto al nacional pero que ahora están llegando a todo tipo de consumidores.
José Antonio Llago, CEO de la auxiliar del naval naronesa Gabadi, narró a los empresarios el cambio de mentalidad que supone entrar en Canadá, y destacó entre otros aspectos que en caso de realizar una inversión productiva en determinados sectores como el naval, antes de contratar personal procedente de otros países hay que comunicarle las vacantes a los sindicatos para que busquen empleados.
Sergio Prieto, director territorial del ICEX en Galicia, destacó que Canadá es el noveno importador mundial y que es un país con un buen mercado que además facilita la entrada a otros como el de EE UU. Señaló que además de la reducción arancelaria habrá más facilidades en materia burocrática y aduanera. Explicó que para tener estos beneficios será necesario que darse de alta en el sistema Rex. Karen Kennedy, consejera económica de la embajada canadiense, relató que Canadá recibe la mayor parte de sus importaciones de EE UU y que quiere diversificar y señaló que el país quiere que haya más presencia española en el país. Destacó que es un mercado sencillo y un país con un sistema bancario y jurídico estable.
Máximo Hurtado, agregado comercial en la embajada de Canadá, puso en valor la protección de las denominaciones de origen.n