BALONMANO EUROPEO

España debuta sin agobios

El cangués Rodrigo Corrales, durante el partido de ayer en el Europeo.
El cangués Rodrigo Corrales, durante el partido de ayer en el Europeo.
España debuta sin agobios

nnn La selección española de balonmano arrancó ayer su andadura en el Europeo de Croacia con una plácida goleada (32-15) sobre la República Checa en un encuentro que duró lo que España tardó en dotar de su ritmo a su ofensiva.
Pese a su notable superioridad sobre la pista, a la selección española le costó dar el golpe definitivo en el marcador, un hecho que no ocurrió hasta los 17 minutos, cuando aprovechando dos exclusiones consecutivas del equipo checo, los de Jordi Ribera comenzaron a marcar distancias (9-5) en el tanteador.
La ventaja fue creciendo más y más a medida que el equipo español fue aumentando la velocidad de su juegos ofensivo, gracias a la entrada a la pista del central Dani Sarmiento. Bajo la dirección del jugador del Saint Raphael francés, el equipo español siguió insistiendo en sus múltiples cruces y cambios de posición para superar a la rocosa defensa checa, pero, ahora sí, ejecutadas a una velocidad que acabó por desenmascarar todas las carencias del equipo checo.
El 16-9 al descanso dejaba encarrilada la primera victoria de los 'Hispanos' en el Europeo.

España: 
Pérez de Vargas; Balaguer (3), Gurbindo (2), Entrerríos (5), Cañellas (3), Rivera (5, 4p) y Aginagalde (2) –siete inicial–, Corrales (ps), Solé (5), Álex Dujshebaev (2, 1p), Sarmiento, Morros, Dani Dujshebaev (1), Ángel Fernández (2), Gedeón Guardiola y Figueras (2)
República Checa: 
Mrkva; Cip (1), Stehlik (1), Horak (1), Landa, Petrovsky y Hrstka (1) –siete inicial–, Galia (ps), Becvar, Kotrc, Kasparek (5), Zdrahala (3, 2p), Svitak, Mubenzem (1), Kasal (1) y Zeman (1)
Parciales: 
2-0, 4-2, 7-4, 10-5, 12-7 y 16-9 (descanso) 19-11, 20-12, 25-12, 28-12, 31-14 y 32-15.
Árbitros: 
Santos y Fonseca. Excluyeron a Morros, Stehlik, Petrovsky, Horak y Becvar.