Vigo

En busca de la coincidencia D

Vigo

vigo

En busca de la coincidencia D

Diana Quer y Déborah Fernández, dos jóvenes que fueron víctimas de un crimen
photo_camera Diana Quer y Déborah Fernández, dos jóvenes que fueron víctimas de un crimen

La lucha iniciada en Vigo para reabrir el caso de Déborah Fernández pasa por presentar al juzgado las coincidencias con en del Diana Quer. El perfil de ambas víctimas, sus muertes y una carretera, principales bazas

El abogado de la familia de la joven Déborah Fernández Cervera, cuyo cadáver fue encontrado en una cuneta en mayo de 2002 en O Rosal analiza el sumario del caso para completar la petición que llevará ante el juzgado de Tui, con la intención de reabrir el caso para descartar posibles coincidencias con el de Diana Quer. Por el momento, no han trascendido cuáles serán esos argumentos con los que la familia confía en poder dar un nuevo impulso a una investigación que llevar bajo archivo provisional desde 2010.
Aunque la propia investigación llevada a cabo en la muerte de Déborah Fernández se centró desde un principio en alguien de su entorno, nunca en un desconocido, y los indicios que se habrían recabado en tantos años de pesquisas   no apuntarían en principio a ninguna vinculación con el autor confeso de la joven madrileña, conocido como ‘El Chicle’, existen ciertas coincidencias.
La primera se trataría del propio perfil de la víctima. Ambas jóvenes, guapas, con el pelo largo. Déborah entraría dentro de los supuestos gustos femeninos de Enrique Abuín,  trazados por la Guardia Civil después de que éste atacara a otra joven en Boiro en diciembre pasado.
La autopsia reveló que Diana Quer murió de una asfixia por estrangulamiento. Los exámenes realizados al cadáver de Déborah resolvieron que la joven murió de una sofocación, bien natural o inducida mediante la asfixia con un elemento blando similar a una almohada o cojín.  Pese a las diferencias, en ninguno se detectó el empleo de objetos contundentes, armas blancas o de fuego.
El lugar donde fue depositado el  cadáver de la víctima viguesa ofrece otra coincidencia con ‘El Chicle’. El supuesto recorrido delictivo de este individuo se circunscribiría en principio, según la Guardia Civil, a un entorno próximo de su lugar de origen, Rianxo. Vigo estaría en principio lejos de dicho entorno, si bien se ha podido saber que este hombre, aficionado a participar en carreras, ha salido en varias ocasiones de la provincia con tal objetivo.  Déborah desapareció en pleno casco urbano, en Samil, pero su cadáver fue depositado en una cuneta de la antigua C-550. Esa vía conectaba el municipio coruñés de Cee con Tui. En la misma ruta se encontraban los municipios de O Rosal, donde se encontró el cuerpo, y Rianxo, donde vivía el autor confeso de la muerte de Diana Quer.
A ambos trágicos sucesos les separan 14 años de diferencia, pero de ser cierta la primera presunta agresión sexual sobre la que se tiene noticia de ‘El Chicle’, a su cuñada en 2005, la distancia se acorta respecto al caso vigués, que tuvo lugar en 2002.
La familia sólo quiere descartar todas esas coincidencias para reabrir un caso sin resolver y sobre el que sobrevuela la amenaza del archivo.
 Tendrá que ser la justicia quien determine si hay motivos para aceptar la nueva petición.n

Comentarios