Fandicosta plantea un ERTE para la mitad de la plantilla de Domaio

Fandicosta (en la imagen Domaio) ha iniciado la negociación del expediente de regulación de empleo temporal.
photo_camera Fandicosta (en la imagen Domaio) ha iniciado la negociación del expediente de regulación de empleo temporal.
La medida afecta a 111 empleados y los sindicatos instan a la empresa a buscar medidas alternativas

La empresa del sector pesquero Fandicosta, que entró en preconcurso de acreedores el pasado mes de octubre, ha planteado al comité de empresa un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) que afectará a 111 empleados de su planta de Domaio, en Moaña, lo que supone la mitad de los 209 trabajadores de los que dispone la compañía en dicha factoría. 

 

El grupo cuenta con 330 trabajadores en cuatro compañías, además de Fandiscosta en Domaio también negocian medidas de regulación en Casa Botas, con 80 empleados, y Peixemar, con 17, ambas en Vigo. A ellas se suma Bonfrig, en Vilagarcía, con 24 trabajadores, sin negociación de expediente.

Según los sindicatos CIG, UGT y CC OO esta "drástica medida", solicitada por la empresa basándose en "causas económicas y productivas", impactará de forma directa en 111 empleados.

La representación de los trabajadores ha criticado esta decisión "unilateral" de la firma, recordando que la Xunta de Galicia es propietaria del 12,15% del accionariado de la compañía.

"Este golpe al sustento de las familias, y a la comunidad en general, es motivo de profunda preocupación para los sindicatos, por lo que representa el sector estratégico de la alimentación en Galicia", indicaron.

 

 

La producción continúa

Tal como han dicho, desde la dirección de Fandicosta han reconocido su intención de seguir produciendo durante el periodo que dure el ERTE, que está previsto hasta junio de 2024. Por ello, el expediente afectará al personal de oficina y servicios auxiliares y no a los empleados de producción.

Desde CIG, UGT y CC OO instaron a la empresa a reconsiderar esta decisión y a buscar otras medidas alternativas que "minimicen su impacto" sobre el personal.

Será hasta el 20 de diciembre cuando se lleve a cabo el periodo de consultas. Durante el mismo, los sindicatos pretenden buscar otras soluciones. El siguiente encuentro se llevará a cabo el próximo martes día 12, a las 12 horas.

Además, fuentes sindicales explicaron a Europa Press que el ERTE no afectará a la planta que Fandicosta tiene en Vilagarcía, que cuenta con cerca de 25 trabajadores.

Asimismo, las firmas Casa Botas y Peixemar, también el grupo Fandicosta, tendrán sus propios ERTE que están siendo negociados. Sin embargo, el número de empleados de ambas es muy inferior al de la planta de Domaio.

La compañía tiene en marcha un plan de reestructuración del grupo, con el que pretende llevar a cabo desinversiones para tratar de solventar la situación de tesorería. La compañía explicó al inicio del proceso que “la situación financiera no es buena, pero estamos trabajando en este plan que cuenta con el apoyo de la Xunta para resolverlo".

Fandicosta es el quinto mayor grupo pesquero de España. Inició su andadura en el año 1989 con la fusión de Frigoríficos Fandiño y Frigomos, a las que se unió Casa Botas. Su producción es de 35.000 tonleadas al año y cuenta con una capacidad de almacén frigorífico de 115.000 metros cuadrados. Su facturación en 2022 fue de 290 millones en ventas.

Te puede interesar