EL ALCALDE, ABEL CABALLERO, RECOGIÓ DE MANOS DE DON JUAN CARLOS EL PREMIO NACIONAL DEL DEPORTE OTORGADO A LA CIUDAD

Vigo recibe el Premio del Deporte de manos del Rey

La ciudad de Vigo, personificada en su alcalde, Abel Caballero, recibió ayer en el Palacio Real de Madrid el Premio Consejo Superior de Deportes, dentro de la ceremonia de los Premios Nacionales del Deporte 2009.
Vigo recibe el Premio del Deporte de manos del Rey
El propio Rey Don Juan Carlos se encargó de entregar a Caballero el galardón que reconoce la apuesta de Vigo por el deporte, en un acto que contó también con la asistencia de la Reina Sofía, los Príncipes de Asturias, y las Infantas Elena y Cristina, acompañados por el secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky. El Mundial de hockey sobre pa¬tines, la Copa del Mundo de hípica, la construcción de nuevas infraestructuras deportivas y la concesión de eventos de especial relevancia en 2010 y 2011, como el Mundial universitario de taekwondo o la Copa del Rey de balonmano, fueron algunos de los méritos de la ciudad para conseguir esta distinción. Por otra parte, la atleta palentina Marta Domínguez, campeona mundial de 3.000 metros obstáculos el pasado agosto en Berlín, y los padres del futbolista Xavi Hernández, jugador del FC Barcelona –ganador de seis títulos en 2009–, recibieron las principales distinciones de manos de Doña Sofía y el Príncipe de Asturias. Ésta es la segunda ocasión que Domínguez recoge el Premio Reina Sofía después de haberlo hecho hace siete años tras ser reconocida como la me¬jor deportista española de 2002. El internacional Xavi Hernández no viajó a Madrid ya que su equipo juega hoy en Liga frente al Tenerife en el Nou Camp, en partido correspondiente a la antepenúltima jornada del campeonato, pese a las molestias musculares que sufre desde hace días. La Princesa de Asturias entregó el primer Premio Nacional que lleva su nombre al atleta aragonés Alberto Gavaldá, distinguido como el deportista menor de 18 años con mayor progresión, tras proclamarse campeón de España absoluto de 200 metros. El momento más emotivo de la ceremonia se produjeron cuando el golfista Severiano Ballesteros recibió el Premio Francisco Fernández Ochoa por su trayectoria. Las selecciones españolas de baloncesto también tuvieron su reconocimiento en estos premios.