La Concha piensa en femenino

Hace cuatro años la organización de la Bandera de La Concha fue la primera en dar el paso e incluir una regata femenina en su programación. Una demanda de las mujeres de este deporte que habían desoído de forma sistemática los estamentos federativos.
La Concha piensa en femenino
Fue el gran impulso que precisaba el mundo de la trainera femenina y cuatro años después la prueba de San Sebastián, la 'olimpiada del remo', continúa con su política de apoyo al remo femenino.

En un año en el que la Liga Euskotren rebajó sus premios y la Federación Española no consignó ni un euro en premios al Campeonato de España, la prueba donostiarra aumenta los días de competición de los botes femeninos, que este año disputarán clasificatoria el 2 de septiembre y dos regatas, y también los premios, que se incrementan en un tercio. Los botes femeninos se repartirán un total de 20.900 euros: 8.000 para el ganador, 5.500 para el segundo, 4.400 para el tercero y 3.000 para el cuarto bote.

A la prueba clasificatoria se presentan siete embarcaciones, entre las que está la vigente campeona, el bote gallego de Rías Baixas, que defiende título y que tiene como gran rival a Getaria-Tolosa.

Regata masculina
El día marcado en rojo por las tripulaciones masculinas del mundo del remo es el jueves 1 de septiembre, día que se celebra la eliminatoria de la Bandera de la Concha y en la que están inscritas 24 traineras. La representación gallega recae en Tirán Pereira, -que cuenta con opciones de clasificarse para la final porque está en un gran momento de forma-, Chapela, Amegrove y Cabo de Cruz, cuyas opciones son remotas.

Para la prueba definitiva, el 4 y el 11 de septiembre, se clasifican siete tripulaciones y está invitado el bote local de Donostiarra.