Vigo

Povisa opera hernias de disco con una técnica sin ingreso

Vigo

VIGO

Povisa opera hernias de disco con una técnica sin ingreso

El equipo de la Unidad del Dolor con el doctor Jorge Sobrino en el centro
photo_cameraEl equipo de la Unidad del Dolor con el doctor Jorge Sobrino en el centro
Una técnica novedosa, que apenas lleva un año aplicándose en todo el mundo, ha permitido operar con éxito esta semana en Povisa a dos pacientes con severos dolores lumbares provocados por una hernia de disco, utilizando tan solo anestesia local y pudiendo darles el alta en el mismo día. Conocida como Radiofrecuencia Coablativa Intradiscal, esta técnica mínimamente invasiva permite evitar la compleja cirugía abierta de una hernia discal y su postoperatorio de 5 o 6 días, y logra reducir sensiblemente o hacer que desaparezca por completo el dolor provocado por esa dolencia. El equipo de la Unidad del Dolor de Povisa, dirigido por Jorge Sobrino, introdujo un catéter a través de la piel de los pacientes, entró en el disco afectado por la hernia y, además de aplicar la energía descompresora, hizo una pequeña recensión del disco, extrayendo los restos de hueso a través del propio catéter. Esta técnica tiene además la ventaja, respecto a la cirugía tradicional, de que el efecto descompresor se limita a un entorno de solo un milímetro del electrodo, con lo que preserva la estructura de los tejidos circundantes. El resultado es una intervención corta, de apenas media hora, y una rápida recuperación que permite al paciente volver a casa tres horas después de su intervención. Además se puede repetir, si el dolor por cualquier circunstancia no ha remitido del todo, y se evitan los riesgos y el largo tiempo de estancia en el hospital y recuperación asociados a una cirugía abierta de hernia de disco. Los primeros pacientes fueron un hombre y una mujer de mediana edad, pero esta técnica no es aplicable a todos los casos. Solo está indicada cuando  el disco no esté roto ni la hernia desplazada, y que el dolor radicular esté directamente relacionado con la hernia. La Unidad de Dolor de Povisa opera más de 300 casos de este tipo cada año.
 

Más en Vigo
Comentarios