Vigo

Karina Falagan, estés donde estés, ¡feliz 2018 y demás!

Vigo

vigo

Karina Falagan, estés donde estés, ¡feliz 2018 y demás!

Seguramente el mensaje que quiso transmitir Karina Falagan con esta imagen  era que tenía el mundo en sus  ma
photo_cameraSeguramente el mensaje que quiso transmitir Karina Falagan con esta imagen era que tenía el mundo en sus ma

Karina Falagan, según Wikipedia nació en 1946 –no dice mes ni día- en Castrotuerna de la Valduerna (León) y murió el 29.5.2013 en Vigo. El “demás” del título son los años siguientes 

A Karina le han llamado desde “Dama del Atlántico” –por  el océano, no por  este periódico- a “Reina de la noche”.  No vamos a caer  en reproducir cuestiones de la leonesa criada en Vigo que no tienen por qué interesarnos. Nos ha llamado la atención la firma de la 1ª fotografía y consultamos las 2 palabras a la dirección es.thefreedictionary.com,  para ambas. Recogemos en los 2 casos la 1ª acepción: Vicisituz es “Alternancia de sucesos de carácter opuesto, prósperos y adversos. La definición de sordidez nos dicen que es ·Condición de sórdido, miserable o sucio”. Nada que ver con Karina Falagan.
Tuvo que ser entre  julio o agosto de 1979 y el último trimestre de 1981 cuando vino a Vigo Jesús Hermida, director  general de Deportes, hermano de Benito, este alcalde de Marín, con el que tuve relación profesional en mi estancia en el “Diario de Pontevedra”, en los años sesenta. Creo que fue en la “Fiesta del Deporte”, que organizaba la “Asociación de la Prensa de Vigo” y patrocinaba el Banco de Bilbao –tardaría en ser BBVA- y el marco  era el Hotel Samil,  que inauguró en 1968  su propietario Jovito Lavandeira, con asistencia  del  ministro de Información y Turismo, Fraga Iribarne y el  alcalde de Vigo, Portanet  Suárez, tan temido por unos como adorado por otros, durante su  mandato municipal, de finales de 1964 a los primeros meses de 1970. De este acto informamos hace meses, a partir de un folleto dedicado al asunto. El caso es que  Karina apareció  en la aludida “Fiesta del Deporte”, con una cámara fotográfica  y acompañada de dos muchachos.  La “Dama del Atlántico” se acercaba a la mesa presidencial, dio un respingo o giro brusco y dijo: “¡Este no es Jesús Hermida!”. Había creído que el invitado a la fiesta era el periodista que el año anterior, el 20 de julio había retransmitido la llegada de los primeros  hombres a la Luna, Armstrong y Aldrin. Para entonces ya era popular el periodista hijo de Huelva, pero el aprecio de la gente subió enteros, a pesar de sus maneras, tan características de él.
Hermida el periodista fue imitado por los humoristas: Lo hicieron en “La hora de José Mota”; “Martes y ¨Trece” en el especial fin de año de 1985, el imitado entrevistaba a Gloria Fuertes; en otro fin de año, el de 1989, repetía “Martes y Trece”, que sacaba “el lado más cómico del presentador; finalmente, el dúo que había sido trío llevó a Jesús Hermida a otro especial fin de año, el de 1992.
En otra ocasión, 3 matrimonios cuya identidad no voy a descubrir, salvo que 2 de los varones han muerto y uno de ellos tenía relación con las finanzas de Karina Falagan. Fueron unos días después de que se abriera el restaurante Jonathan, que al parecer tenía ese nombre por un escritor irlandés nacido en Dublín, Jonatan Swift. Sin embargo, la anfitriona, al terminar la cena les regaló un ejemplar de “Juan Salvador Gaviota”, de Richard Bach. La dirección http://www.casadellibro.com/libros dice de la obra obsequiada que “La novela que inspiró a varias generaciones de lectores, ahora con un nuevo capítulo final que le otorga una perspectiva inesperada (…)”
Volvemos con Karina, que por lo que me ha contado el que sobrevive, ella se desvivía con los 6 comensales, les preguntaba tras cada plato qué les había parecido, y trataba a todos como a desconocidos. Cuando acabaron con el menú que habían elegido, Falagan puso sus manos sobre los hombros de 2 señoras y se dirigió a las 3: “Como veo que no sois nada ñoñas os diré que conozco a vuestros maridos”. No era verdad porque uno de los 3 y Karina no habían cruzado palabra. Ninguno de ellos era cliente de otro negocio de ella. Por cierto, unos escribían Falagan y otros Fálagan y todos tenían razón.
Después de aquello, con fecha 15.8.2009, M.O. la entrevistaba para las páginas de “Atlántico”, con esta doble  llamada a los lectores: “La dueña del Jonathan asegura que tiene todas las licencias y que es víctima de una persecución. Falagan: Me tratan como delincuente y soy una empresaria como la copa de un pino”. En el texto se decía que la propietaria del bar Jonathan –a hemos dicho que también fue restaurante- “(…) está indignada con la actuación de la Policía Local que en la mañana del jueves desmontaron las vallas que protegían las figuras (…). Un paréntesis para decir que José Ramón Fontán, alcalde de Vigo, debió ser en 1963 cuando visitó Samil para conocer a los participantes en el concurso de castillos en la arena, mucho antes de que Karina Falagan montara el negocio de Samil.  Seguimos donde hemos quedado, después del rodeo dejando a un lado el tema que tratamos.
Karina seguía con sus razones, donde quedó M.O. en el relato: “(…) Entraron como energúmenos –se refería a los policías locales- a las cinco y media de la mañana y pisotearon todas las esculturas, asegura con rabia, añadiendo que lo peor de todo fue cuando destruyeron las figuras que habían hecho los niños con síndrome de Down (…) Fálagan aún tenía razones para las quejas, varias en una larga frase “(…) La playa está completamente abandonada, no hay contenedores cerca de mi local y tengo que arrastrar los sacos de la basura entre los pinos, proveedores no pueden aparcar y tengo que limpiar la zona si quiero que esté limpia, comenta ya con la voz rota por el enfado y la indignación (...)”. La entrevista concluye así “(…) Karina Fálagan manifiesta que no piensa cejar y que prepara ya una nueva actividad con la organización de un homenaje a los abuelos "me han quitado todos los apoyos pero yo continúo". Ciertamente la mujer que muchas  veces lucía amplios sombreros, en dejar idea sobre idea en el magnífico emplazamiento en el que contaba en nuestra primera playa.
De un lugar tan lejano como “Galicia Ártabra” se interesan por el fallecimiento de Karina Falagan.El 30.5.2013  decían que la que llamábamos “Dama del Atlántico”, no así ellos, que “ayer falleció a los 67 años de edad tras una larga enfermedad”.
 
[email protected]

Más en Vigo
Comentarios