Discotecas de Vigo agotan entradas para Fin de Año tres meses antes

La lluvia fue la protagonista el año pasado, con muchos paraguas y largas colas para entrar en los locales nocturnos.
photo_camera La lluvia fue la protagonista el año pasado, con muchos paraguas y largas colas para entrar en los locales nocturnos.
Locales nocturnos de la ciudad elevan sus precios hasta los 73 euros para la primera noche del 2024

Discotecas y locales nocturnos de Vigo y su área metropolitana comenzaron su temporada invernal con la venta de entradas para la celebración de fin de año. Incluso, adelantándose a las luces, evento que marca el principio de la época navideña en la ciudad. Con tres meses de antelación, la demanda se ha vuelto voraz, hasta el punto de ya encontrarse agotadas las más baratas, que rondan los 35-40 euros dependiendo del local, y ya solo quedan para el público las opciones más derrochadoras. La instalación, hace ya unos años, de una forma de compra establecida por tramos, donde a medida que el aforo se vaya agotando, más caras serán las entradas restantes, hace que los vigueses que quieran celebrar la entrada de año tengan que reservar con mucha antelación su pase antes de que se agoten.Y suele suceder.

 

 

Tras la pandemia, la primera noche del año también se convirtió en la más multitudinaria. El año pasado, todos los locales de Vigo y municipios colindantes que celebraron una fiesta privada colgaron el cartel de “no hay billetes” en apenas unas semanas de su salida a venta. Este año, con una demanda similar, han decidido adelantarlas. Los locales Amiri y Reverb -antiguo Ferre- realizan una fusión como la que se vivió el año pasado, con posibilidad de entrar en las dos discotecas limítrofes entre sí. Con seis tramos de precios, las cuatro primeras ya se encuentran agotadas, y tan solo quedan los dos restantes: uno de 58,50 euros y otro que se eleva hasta los 64 euros. La más barata, que cuenta con los mismos privilegios que las cinco tramos restantes -entrada en los dos locales y barra libre- costó para los más “madrugadores” solo 37 euros. Mucha diferencia. Eso sí, deberá la organización ser más hábil si llueve. El año pasado, varios usuarios mostraron sus quejas por las largas colas que sufrieron a la lluvia para entrar en los locales o dejar sus prendas en el ropero. 

El Círculo Mercantil también ofrece para la noche más especial del año un ambiente festivo con música y barra libre, con cuatro tramos de precios para su compra. El primero, ya agotado, costó a los compradores 42 euros. Los siguientes todavía se encuentran disponibles, pero con un precio de entre 47 y 57 euros. El Auditorio Mar de Vigo, un habitual en las celebraciones del día 1, cuenta con dos tramos para su compra. El primero (63 euros) ya está agotado y la única fórmula de acudir a su fiesta es adquiriendo, con tres meses de antelación, con un coste de 73 euros. Otra de las discotecas es Premier. La antigua Ramallosa 2000 también puso a la venta sus entradas pero con un coste más racional: entre 25 y 43 euros. Muchas otras de la ciudad, de momento, todavía no han puesto a la venta sus entradas. Más tarde o más temprano, la afluencia de gente hará que todo se agote con viene siendo habitual en una de las noches más mágicas del año.

Poco miedo pero mucho respeto tras el incidente ocurrido en Murcia

El incendio ocurrido en Murcia el pasado domingo en una discoteca, con trece fallecidos, parece no preocupar a los usuarios vigueses, que pese al incidente han acudido sin miedo a la compra habitual para las entradas de fin de año una vez han salido a la venta. Los dueños de los locales tampoco han mostrado miedo, pero sí respeto ante lo ocurrido. Un empresario del área metropolitana señaló que, tras el incidente, la noche de fin de año será vigilada con lupa por las autoridades, y que deberán extremar las medidas en cuanto a aforo y a las actitudes de los usuarios para que todo salga perfecto y no suceda otro incidente de tal calibre.

La gran afluencia que tendrá esa noche no estará solo destinada a los mayores de 18 años. Algunos locales han centrado su oferta en los más novatos, aquellos que será su primer o segundo fin de año. El Club de Campo de Vigo situado en Canido realizará una fiesta para mayores de 16 años, aunque las entradas aún no están puestas a la venta. En el Pazo Vilavella, en Redondela, su celebración está destinada solo a menores de 18 años, donde ofrecerá música, bebidas no alcohólicas y un cátering. Esta clase de fiestas destinadas a los más jóvenes, anteriormente más populares pero que todavía continúan presentes en la noche más importante del año, tienen una demanda muy alta. Sin ir más lejos, el pazo redondelano agotó sus 3.000 entradas puestas a la venta en poco menos de 24 horas, con un precio que oscilaba entre los 32 y los 75 euros. Dependiendo del aforo, próximamente pondrán más para su compra.

Aunque la mayoría de locales de Vigo solo ofertan para mayores de 18 años, con un control exhaustivo en su entrada y, en muchos de ellos, exigencia en la vestimenta. Y es que para la noche más importante del año se debe sacar del armario las mejores galas.

Te puede interesar