Vigo

El Conservatorio recupera su historia

Vigo

vigo

El Conservatorio recupera su historia

Una de las alumnas del centro durante el proceso de recuperación de uno de los listones.
photo_cameraUna de las alumnas del centro durante el proceso de recuperación de uno de los listones.

Los alumnos de la Escola de Conservación e Restauración de Pontevedra rehabilitaron cuatro listones de cuero del antiguo pasamanos del chalet Álvarez y trabajan en una funda de cello de Gaspar Cassadó

nnn El Conservatorio Superior de Música considera la puesta en valor de los legados recuperados de la historia de su sede, concretamente cuatro tablas de madera y tapizadas en cuero repujado del antiguo pasamanos de la casa, de estilo Art decó y de autor desconocido. La sede del CSM, desde 1982, perteneció a la familia Álvarez, fue comprada por el Concello en época de Manuel Soto para ubicar el Conservatorio al que se le iban quedando pequeñas los anteriores espacios. “Aún no tenemos decidido cómo poder exhibirlos”, afirmó Ana Torres, la secretaria del Conservatorio, en referencia a los listones recibidos en junio desde la Escola Superior de Coneservación y Resturación. Queda descartada su colocación original como pasamanos, ya que peligraría su conservación, en cuanto a la escalera de procedencia, fue tapiada con las reformas de los años 90.
Junto a esta pieza, Torres envió la funda de un violonchelo, perteneciente que el músico Garpar Cassadó, exiliado en el franquismo, donó al Conservatorio: “El valor no radica en la calidad de la pieza, bastante normal, sino en quien fue su propietario, que mantuvo una relación especial con el centro”. Se prevé la entrega tras el primer cuatrimestre del próximo año. Formará parte de la exaltación de la historia del Conservatorio.

más de 700 piezas recuperados
Los alumnos de la Escola de Conservación y Restauración trabajan sobre piezas patrimoniales reales y por sus manos ya pasaron más de 700 piezas. En la rehabilitación de los listones del Conservatorio intervinieron los alumnos de escultura. Aplicaron limpieza de físico-química, la unión de rotos, la consolidación, el injerto de diferentes piezas, la integración cromática y la protección. Utilizaron técnicas como el cuero repujado, el curtido vegetal, tapizado, plateado, corlado y policromado.
La Escola, con 80 alumnos, 20 por curso, abre el plazo de inscripción en septiembre.n

Más en Vigo
Comentarios