Un gallego relacionado con Sito Miñanco, interceptado en una narcolancha llena de cocaína

Actuación de los agentes con los tripulantes de la narcolancha ya detenidos y el cargamento de cocaína visible. // Policía Nacional
photo_camera Actuación de los agentes con los tripulantes de la narcolancha ya detenidos y el cargamento de cocaína visible. // Policía Nacional
La narcolancha capturada en Canarias estaba cargada con más de cuatro toneladas de cocaína y a bordo viajaba el hijo de un piloto de Sito Miñanco

Nuevo golpe al narcotráfico. Se ha decomisado en Canarias el primer gran cargamento de droga del año vinculado con Galicia. El gallego, José Manuel Costa Hermida, hijo de un piloto del conocido narco Sito Miñanco, formaba parte de la tripulación de la narcolancha interceptada cerca de Canarias con más de cuatro toneladas de cocaína, en concreto 4.350 kilos. Viajaban junto al gallego otras tres personas de nacionalidad rumana, marroquí y moldava, según han informado fuentes de la investigación.

 

La operación corrió a cargo del Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria y de la Guardia Civil y la Policía Nacional, bajo la coordinación de la Fiscalía Antidroga de la Audiencia Nacional.

Tras la interceptación y el abordaje, se comprobó inmediatamente su carga y se procedió a la detención de sus cuatro tripulantes, entre los que estaba José Manuel Costa Hermida. El Ministerio del Interior ha señalado en un comunicado que el español arrestado es "un narcotraficante gallego conocido por la Fuerzas y Cuerpos de Seguridad".

La operación se ha desarrollado en el marco de la lucha contra el tráfico de drogas en la denominada 'ruta atlántica de la cocaína', conocida por ser utilizada por todo tipo de embarcaciones que, procedentes de Sudamérica, transbordan las sustancias estupefacientes en mitad del Atlántico para su posterior introducción en el continente europeo.

Se inició como consecuencia de la colaboración internacional a través del intercambio de información entre el MAOC-N (Centro de Análisis y Operaciones del Atlántico) y el CITCO (Centro de Inteligencia Contra el Terrorismo y el Crimen Organizado). Además, ha contado con la colaboración de la National Crime Agency (NCA) de Reino Unido y la Drug Enforcement Agency (DEA) de Estados Unidos.

Fruto de ese intercambio de información se determinó la posible implicación de una embarcación sospechosa de tráfico de estupefacientes procedente de Sudamérica y que formaría parte de una operación internacional para, a través del Atlántico, arribar a costas españolas.

Como consecuencia de ello, el Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria estableció el oportuno dispositivo aeronaval con el fin de localizar este objetivo.

Este tipo de embarcación, utilizada en el Atlántico, requiere de asistencia regular para ser suministrada tanto de agua y víveres como de combustible, suministros que les son entregados por otras embarcaciones deportivas, pesqueras o semirrígidas del mismo tipo.

La operación, coordinada por la Fiscalía Antidroga de la Audiencia Nacional, no está cerrada y se investiga la posible presencia en la zona de otras embarcaciones que pudieran estar implicadas, por lo que no se descartan nuevas actuaciones.

Te puede interesar