El juez ve "hechos concretos" en la denuncia a Begoña Gómez

Begoña Gómez, el 8M entre las ministras Ana Redondo y Pilar Alegría.
photo_camera Begoña Gómez, el 8M entre las ministras Ana Redondo y Pilar Alegría.
Justificó la apertura de diligencias al ver creíble la denuncia, argumentada con noticias de prensa

Juan Carlos Peinado, el juez que investiga la denuncia contra Begoña Gómez, abrió diligencias porque la denuncia de Manos Limpias, elaborada a partir de noticias de prensa, relata “hechos concretos” de actuaciones que “descartan una investigación prospectiva”. En el auto de incoación de diligencias previas, el titular del juzgado de instrucción número 41 de Madrid explica que “la simple presentación de una denuncia no exige la obligación de practicar diligencias” ya que si los hechos no son constitutivos de infracción penal, el juez pude acordar su archivo acorde a la ley.

Según diversas informaciones, el auto señala que ”con independencia de la fuente de conocimiento por parte del denunciante, que son medios de comunicación públicos, esos hechos merecen ser investigados, y son hechos concretos, de actuaciones en los que ha podido tener participación directa la denunciada, y esa concreción de hechos, descartan que la denuncia pretenda una investigación prospectiva”, dice el juez para justificar la apertura de diligencias.

 

 

Y recuerda que ante hipotéticos delitos de carácter público, “cualquier ciudadano puede poner en conocimiento de un órgano jurisdiccional penal, la ocurrencia de dichos hechos”. Por lo que decide “examinar” si “ofrecen apriorísticamente verosimilitud de ser constitutivos de algún hecho delictivo”, ya sea tráfico de influencias o corrupción en los negocios, para decidir si abre una investigación penal o archiva la denuncia del sindicato.

Sin embargo, Juan Carlos Peinado, no citó a Begoña Gómez como investigada. Pero pide que se le dé traslado de la apertura de diligencias para que si lo estima conveniente se persone para “evitar indefensión”.

Informe de la UCO

También ayer se conocieron detalles del informe que la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha enviado al juez que estudia la denuncia del sindicato Manos Limpias. El informe descarta una vinculación de la esposa del presidente del Gobierno con el ex consejero delegado de Globalia Javier Hidalgo que favoreciera el rescate de la aerolínea de la compañía por parte del Estado.

Además, los agentes del Grupo de Delincuencia Económica 3 indican que el único elemento que vincularía objetivamente a Begoña Gómez con Globalia es el hecho de que coincidió con Hidalgo en dos eventos que tuvieron lugar en enero de 2020 en los que participaba la sociedad Wakalua -filial de Globalia-.

Los agentes recuerdan que Wakalua está relacionada con el IE África Center del que era directora Begoña Gómez y que ambas entidades firmaron un acuerdo días antes de esos dos eventos. Pero resalta que “tampoco se tiene constancia de que esos hitos pudieran estar vinculados a la decisión ministerial del citado rescate” de Air Europa.

Barrabés

La UCO también descarta que su intervención decantara adjudicaciones a empresas del empresario Juan Carlos Barrabés. Llama la atención, eso sí, sobre el hecho de que la sede de hasta 10 empresas de Barrabés se ubiquen en el mismo edificio asociado a la empresa Wakalua, filial de Globalia. “De ahí al menos la posible relación profesional que Javier Hidalgo habría tenido por un lado con Juan Carlos Barrabés -indica que en ese edificio se celebraron eventos- y por otro con Begoña Gómez, que asistió a esos eventos en calidad de directora del IE Africa Center. 

A pesar de este hilo que les une, la UCO asevera que la información difundida en medios de que Barrabés fue la persona que puso en contacto a Begoña Gómez con Globalia a través del presunto conseguidor del caso Koldo, Víctor de Aldama, y la que dice que hubo una posible mediación de la esposa del presidente del Gobierno en el millonario rescate de Air Europa son “extremos que, al menos de momento, no es posible comprobar”.

Te puede interesar