Okupas

Como vivimos en una sociedad cada vez más simplona donde lo que mejor funcionan son los estereotipos parece que estar en contra de la "okupación" es cosa de la gente de derechas y estar a favor es de izquierdas. Solo así se comprende que hace unos días en el Congreso los partidos que se denominan de izquierdas decidieran votar en contra de una propuesta para por lo menos hacer más difícil la "okupación". Y me sorprende la falta de empatía de sus señorías con los ciudadanos que se encuentran con sus viviendas "ocupadas" y que a partir de ese momento tienen que afrontar una auténtica pesadilla,
Ahora mismo para conseguir desalojar a alguien que haya ocupado una vivienda hay que esperar un mínimo de dos años y durante ese tiempo el propietario de esa vivienda tiene la obligación de pagar el mantenimiento de la misma, es decir el consumo de agua, gas, electricidad, de comunidad, etc. Y pobre del que se le ocurra pongo por caso dejar de pagar la luz.
Con la modificación legal que se acaba de hacer en el Congreso el tramite para desalojar una vivienda ocupada ilegalmente será de dos meses.
Lo que no comprendo es que el PSOE se haya opuesto. Puedo entender que lo haga Podemos y Esquerra, pero no el PSOE.
Verán, una familia puede haber ahorrado para comprar un piso que alquilar y así sacar una renta suplementaria, o puede haber comprado un piso para un hijo, o una casita en la playa o simplemente haberse ido de vacaciones y al regreso encontrar con que su casa esta ocupada. Bueno pues a partir de ese momentos se enfrenta a una situación que ni imaginada por Kafka porque resulta que la ley venía amparando al que ocupa la vivienda y no al propietario.
Yo creo que hay que distinguir entre los que ocupan viviendas. Están los "okupas" profesionales. Se meten en una casa de la que disfrutan durante dos años y a los dos años que es cuando les desalojan se van y ocupan otra.
Y luego están los casos de gente que realmente atraviesa una situación desesperada y no tiene un techo en el que refugiarse.
Pero lo que sus señorías del PSOE, de Podemos o de Esquerra no pueden pretender es que lo que no es capaz de resolver la Administración, los Poderes Públicos, y el propio Congreso, recaiga sobre ciudadanos particulares que ven su vivienda ocupada y a la que tienen que renunciar hasta poder recuperarla.
Hay casos sangrantes. Por ejemplo el de una pareja de ancianos que decidieron alquilar su vivienda y con lo que les pagaban por el alquiler ir a una residencia donde poder ser atendidos. Bueno pues les ocuparon el piso y al final durante dos años fueron ellos los que tuvieron que vivir de la caridad porque ni tenían su piso ni podían pagar la residencia. O la pareja de jóvenes que con toda ilusión habían comprado un apartamento para iniciar una vida en común y el día en que se iban a trasladar se encuentran el apartamento "ocupado", de manera que vuelta a la casa familiar.
Etc, etc,etc.
De manera que lo que tienen que hacer sus señorías es buscar soluciones para las familias que viven en una situación de precariedad y carecen de vivienda pero lo que no pueden es avalar que ese problema se resuelva a cuenta de ciudadanos corrientes que ven asaltada sus casas y se les despoja durante dos años de ellas. Eso es una injusticia que no tiene un pase.
De manera que bienvenida sea la nueva legislación que va a poner coto a la "okupación".