Portada

¡Empacadora non!

Cartas al director

¡Empacadora non!

 Llevo varios días leyendo la opinión  en Atlántico de  D. José Teo de Andrés sobre este tema y dado que estuve muy involucrado desde sus comienzos, le agradezco publique mis consideraciones al respecto, habiendo pasado ya más de 25 años de aquella lucha vecinal digna de ser recordada y que sigue siendo elogiada por muchos: 
1.- La decisión de ubicarla en Teis fue debida a la necesidad urgente de cerrar el muy peligroso vertedero de O Zondal y su cercana y supercontaminante incineradora. Es digno de elogio también, la valentía de sus afectados vecinos de Valadares, O Freixo, Matamá y quienes les apoyaron sin vivir allí. habría que analizar por qué tanta impaciencia vecinal dados los incumplimientos del Concello y las continuas ampliaciones de su capacidad, que (y en esto es lo único que comparto con D. José Teo), pudieran haber provocado fallecimientos similares a los acaecidos hace pocos días en el País Vasco.
2.- Debido a la falta de alternativas para un nuevo vertedero y acuciado por la presión vecinal, el entonces alcalde D. Carlos Príncipe (PSOE) se sometió al "Plan Sogama" del ya fallecido D. José Acuña (PP) quien le obligó a "convencer" a la A. VV.  de Teis y a la Federación de AA.VV. de Vigo (mediante una visita guiada a la empacadora de Oviedo) para que comprobasen que no daba problemas y apoyasen la instalación de la Planta de Transferencia en Guixar en unos terrenos de los que RENFE era titular. Parecía que todo estaba solucionado política y legalmente: el vertedero, la incineradora y la constante presión vecinal de sus afectados a cambio de pagar por llevar nuestras basuras a Cerceda (A Coruña) para ser quemadas de forma alegal en la primera gran incineradora de RSU de Galicia (a quienes les interese este tema busquen qué es dioxina).
3.- Nuestro alcalde fue torpe al someterse al "abrazo del oso" de Sogama / PP y fue más torpe porque subestimó el poder que los vecinos de Teis tienen cuando se unen (independientemente de a quien voten) contra quienes les quieren subyugar.
4.- La empacadora de Teis no es (ni fue) la solución. Por mi calle circulan cada día decenas de camiones de basura (viviendas, mercados de frutas, verduras, pescados, residuos hospitalarios asimilables a urbanos, etc.). No quiero pensar que nuestra Ría se estuviese nutriendo de residuos sin estar exquisitamente depurados (playas, marisqueo, bateas...). No quiero pensar que las empresas de contenedores tomen medidas pr estar tan cerca de cientos de toneladas de basuras de todo tipo (a escasos 100 m de la empacadora existe un largo y húmedo túnel que atraviesa el monte de A Guía y que sigue cobijando a roedores y cucarachas. Tampoco en la especulación por los terrenos de la antigua Campsa, Reace y aledaños del Mercado de Teis y Fábrica de Pinturas. Quiero pensar (y celebro enormemente) que D. Abel Caballero haya apostado por los contenedores marrones y su correcta gestión.