Opinión

ni frío ni calor, pero que se cumplan

Son buenos con y para Vigo los Presupuestos Generales del Estado 2012? Depende de con qué se comparen. Respecto a anteriores ejercicios, quizá la mayor novedad es que el AVE Vigo-Ourense por Cerdedo aparece por vez primera con una partida, aunque muy reducida, que puede ser interpretada como la garantía de que se licitará el proyecto, la antesala de las obras con la vista puesta en 2018, no antes, para su puesta en servicio. Importante porque es un símbolo para la Muy Leal.

Pero la consignación más relevante es la referida al Eje Atlántico, el tren rápido entre Vigo y Coruña, que al fin se finalizará entre este y el próximo ejercicio, seis años después de lo previsto. Una vez finalizado el tramo Santiago-Coruña, toca al sur de Galicia. Esta es la misma causa por la que Peinador aparece como el aeropuerto más beneficiado, por ser el último en la reforma. Y lo mismo con el puerto: el exterior coruñés ha ido consumiendo buena parte del presupuesto destinado a Galicia: al menos ya han finalizado la obras. En todo caso, son herencias del anterior Gobierno que el actual asume y parece acelerar. Veremos.

En el terreno de las desapariciones, sigue sin estar la autovía a Porriño y la ampliación de Rande se mantiene en el limbo. En cambio, hay un apunte plurianual de la Biblioteca del Estado, cuya construcción dependerá de que el Gran Timonel siente la cabeza, lo que resulta tan probable como que deje de comportarse como un señor feudal o un populista de libro. Quizá sea la peor noticia del día: la pérdida de la Ciudad de la Justicia y de la Biblioteca, en ambos casos por la falta de gestión o el boicoteo o la ineficacia de Abel Caballero y Carmela Silva, que tanto monta.

Pero lo realmente importante de estos y otros presupuestos es que se cumplan y que no pase como en anteriores años, en apenas se ejecutaron las previsiones, al menos en lo referente a Vigo y su entorno. Claro que todo puede parecer mucho o poco, si se tiene en cuenta que España, como antes les pasaba a los países en el pozo, tiene que abonar este año 28.800 millones sólo en intereses de deudas.

Te puede interesar