Opinión

Espinosa, frente a Pachi

Elena Espinosa dará la batalla a Pachi Vázquez por la secretaría del PSdeG, aunque más correcto sería decir que pondrá la cara en nombre del frente 'anti', formado por una amalgama donde destacan, por distintas razones, dos clásicos: Abel Caballero y José Blanco. Ambos no le perdonan que (Caballero) se atreviera a exigir que Carmela Silva no tuviera dos cargos y que (Blanco) tras ser colocado en el trono gallego, comenzara a actuar con independencia. A ellos se añadirán otros por motivos muy distintos y un fin único, que será la liquidación de Pachi Vázquez. No es nada imposible que ocurra y si pasa es que el todavía secretario habrá hecho las cosas mal y no habrá sido capaz de articular un proyecto político ilusionante o -en su caso- de haber metido en cintura a los muy díscolos barones, comenzando por el alcalde vigués.

De una u otra forma, el PSdeG va a llegar dividido a las elecciones gallegas, lo mismo que el BNG, que ya ha registrado una escisión histórica, la de Beiras, y podría sumar el movimiento interno Máis Galiza de Aymerich.

Elena Espinosa no parece ni de lejos un líder con carisma y desde luego, desconoce cómo funciona el partido por dentro y no es una persona que aúne y entusiasme a la militancia. No quiero restarle valor, pero ahora mismo su papel sería funcionar con el control remoto de las baronías del PSdeG y lanzarse a unas elecciones con ínfimas posibilidades de ganarlas y muchas de estrellarse. Lo lógico es que Pachi Vázquez, que ha sido el que ha llevado la voz de la oposición, tenga el gusto de pegarse en las urnas con Feijóo, pero el PSdeG ha hecho del suicidio un arte.


Las baronías tratan de mandar en el PSdeG por odios con Pachi Vázquez


Te puede interesar