Imprimir

Chema siempre vuelve

jorge castro. vigo | 19 de junio de 2019

Chema Fernández fue titular el pasado domingo ante el Gaztedi.
Chema Fernández fue titular el pasado domingo ante el Gaztedi.

José María Fernández, del Kaleido Vigo, disputó su primer partido del curso ante el Gaztedi

Un partido de promoción de permanencia en Vitoria ante el Gaztedi tres meses después de terminar la temporada. Una eliminatoria para mantener la categoría que podría ser un engorro, pero José Maria Fernández 'Chema', a los 42 años, debutó esta temporada en el mes de junio. "Estuve toda la campaña con ficha, pero al entrenar con el equipo B y ser yo el preparador de los sub-18 no pude jugar más partidos. Si no, jugaría más. En cualquier momento podía subir". En las últimas semanas llegó la oportunidad porque "se terminó la temporada sub-18 y del B y todos comenzamos a entrenar juntos. Hicimos una minipretemporada y estaba Adrián Lago de entrenador y yo de jugador con las sesiones con ellos. Llegó la convocatoria y para dentro, mientras el cuerpo aguante". 
Y en Vitoria, ante el Gaztedi, duró para sesenta minutos. "Después pedí el cambio porque ya estaba cargado y quedaba la vuelta". Lo hizo cuando el partido todavía estaba igualado, pero después "todo lo que podía salir mal, salió. Nos pitaron muchos golpes, Uru fue expulsado y creo que no era, Carlos entró y se lesionó en la primera jugada... Durante varios minutos estuvimos con trece", explica el segunda línea. De esta forma, el marcador se marchó hasta un 36-19, que obliga a la formación viguesa a remontar el domingo al mediodía hasta 17 puntos en el campo de As Lagoas. "Cosas peores ya hemos hecho", rememora Chema Fernández a los 42 años, camino de los 43 que cumplirá en octubre. 
Incluso para la cita, para una posible heroica remontada parece que llegará la lluvia tan habitual en el campo vigués: "Ojalá. A mí me encanta jugar con lluvia y mira que hizo calor el otro día. Si está malo, todo se iguala y los jugadores vamos a la misma velocidad". 
Algo que podría beneficiar al Kaleido Vigo, aunque Chema Fernández asegura que "nunca se sabe". Lo cierto es que el pasado domingo "la falta de ritmo se notó mucho. Los placajes no eran buenos y ellos estaban más ágiles mentalmente, se notó la inactividad ahí. Aún así, no debería haber sido un resultado tan amplio porque dominamos todas las fases estáticas, tanto en el saque de lateral como en la melé. Si aseguras eso, es raro perder". 
No obstante, el Kaleido Vigo perdió pero se aferra a la esperanza de remontada. "Yo estoy tranquilo y el partido seguro que se hará muy largo. Ellos intentarán resolverlo rápido, pero si se ven por debajo pueden ponerse nerviosos". 
La respuesta llegará el domingo, pero Chema Fernández no quiere dramatizar y admite que "si bajamos, volveremos a subir. Ya lo hicimos hace muchos años y hasta nos puede venir bien como club". Eso sí, admite que no lo pondrá fácil porque "no sé cuantos partidos me quedarán en la élite, pero si hay que dejarse el hombro o los dientes, me los dejaré".n

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/deporte-local/chema-siempre-vuelve/20190619010722715246.html


© 2019 Atlántico

© Rías Baixas Comunicación, S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons