El vicepresidente de la FEMP denuncia que la reforma de la administración local es 'el mundo al revés'

El vicepresidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, ha denunciado este jueves que la reforma de la administración local que impulsa el Gobierno central es 'el mundo al revés' ya que, según mantiene, 'los ayuntamientos a partir de ahora financiarán a las comunidades para prestar servicios --de educación y políticas sociales-- en las ciudades'.

El vicepresidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, ha denunciado este jueves que la reforma de la administración local que impulsa el Gobierno central es 'el mundo al revés' ya que, según mantiene, 'los ayuntamientos a partir de ahora financiarán a las comunidades para prestar servicios -de educación y políticas sociales- en las ciudades'.

En una rueda de prensa, el también alcalde de Vigo afirmó que entre los regidores españoles existe 'un gran enfado' que 'se ve agravado' por el hecho de que los ayuntamientos de menos de 5.000 habitantes podrán ser intervenidos 'con suma facilidad' a causa de lo que consideró 'incumplimientos menores de obligaciones secundarias'. Entre estos 'incumplimientos menores', puso como ejemplo el no dar información en plazo.

A juicio de Caballero, la reforma que prepara el Ejecutivo tendrá como resultado 'la minoración y desaparición fáctica de ayuntamientos, cogiendo su espacio las comunidades y diputaciones'.

Por ello, el socialista explicó que ha pedido la celebración de una asamblea de los 8.100 alcaldes en marzo, 'antes de que el proyecto sea aprobado definitivamente', para que los regidores puedan emitir su opinión.

Según ha señalado, todos los alcaldes coinciden en la necesidad de 'revisar' los aspectos relativos a las transferencias de educación y servicios sociales y a la situación de los municipios de menos de 5.000 habitantes.

Por otra parte, precisó que en el seno de la Federación existen discrepancias sobre la asunción de servicios de ayuntamientos de menos de 20.000 habitantes por parte de las diputaciones. Al respecto de este último asunto, Caballero explicó que él está en contra, pero que en la FEMP existen 'posturas diversas'.

Te puede interesar