Atlántico

VERANO

El verano por fin llegó a Samil

El festivo, que coincidió con el día más caluroso de agosto, atrajo a miles de veraneantes a la playa 
La playa de Samil acogió ayer a miles de personas desde las primeras horas de la mañana.
La playa de Samil acogió ayer a miles de personas desde las primeras horas de la mañana.
El verano por fin llegó a Samil
El festivo de La Asunción de la Virgen coincidió con el día más caluroso de agosto en Galicia, 26 grados fue lo máximo que marcó el termómetro durante la jornada. Se trata de temperatura mínima para la fechas pero ansiada tras días seguidos de nubes. Miles de personas se desplazaron hasta la playa de Samil para aprovechar el soleado día. 
Tras días seguidos de lluvias y nubes, la meteorología dio un respiro a los veranenates permitiéndoles acudir a las playas y tomar el sol. "Durante todas las vacaciones de verano he ido sólo dos días a la playa", aseguaraba Nacho.
Los múltiples servicios que ofrece este arenal, como cafeterías a pie de playa, puestos de ropa y accesorios, así como piscinas y parques para los más pequeños o su transcurrido paseo, hacen de Samil un referente entre las playas gallegas. 
Personas de distintos lugares de España decidieron disfrutar del festivo en la playa más concurrida de Vigo. Es el caso de Aida, que vino con su familia desde Oviedo. Sin embargo, Samil sigue siendo el destino favorito entre los portugueses que, cada año, llegan a la costa gallega. Es el caso de Luís, de Braga, quien comenta que suele venir hasta la ciudad vecina a pasar las vacaciones de verano. Armanda también vino desde el país luso para comprobar la temperatura del mar que, según comentó, está más caliente que en Portugal.
Las altas temperaturas y el cielo despejado, junto con el comienzo del puente de agosto , hicieron que los aparcamientos de la playa se llenasen en escasas horas. Los usuarios del arenal reconocían que se "tuvieron que llenar de paciencia" para intentar encontrar en donde aparcar, un objetivo difícil en las zonas de playa durante estas fechas. "Hemos venido muy temprano con el coche, sino es imposible encontrar sitio para aparcar", comentaba Armanda.
La playa de Samil se llenó de sombrillas, una imagen típica durante la estación estival. Ante esta cantidad de personas, muchos fueron los que decidieron rendirse en la búsqueda de un hueco libre en la arena e ir a la zona de campo.  
Para muchos, las vacaciones de verano comenzaron ayer y todavía les queda la segunda quincena de agosto para relajarse. Sin embargo, el mal tiempo volverá a Galicia ya que se espera que las precipitaciones y las nubes lleguen durante el fin de semana.