Atlántico

VIGO

Un protocolo detecta y trata la violencia de género laboral

La presidenta del Observatorio de Violencia dice que ofrece medidas de protección

Momento de la presentación, que tuvo lugar ayer en el Club Financiero vigo.
Momento de la presentación, que tuvo lugar ayer en el Club Financiero vigo.
Un protocolo detecta y trata la violencia de género laboral

Asociaciones, instituciones, y empresarios  participaron ayer en la presentación en Vigo de un protocolo pionero en España para detectar y tratar en las empresas casos de violencia de género. Se trata de un documento que tiene como objetivo detectar estas situaciones y dar apoyo, protección e información a las víctimas.
Desarrollado en Galicia, ha sido elaborado por la Asociación Española de Auditores Socio Laborales en colaboración con instituciones, inspectores, asociaciones y jueces, y ya cuenta con 150 instituciones y empresas adheridas, todas gallegas aunque algunas de ellas de ámbito nacional e internacional.
Mediante la aplicación de la legislación vigente, el denominado Protocolo para la detección y tratamiento en la empresa de situaciones de violencia de género producidas dentro y fuera de los lugares de trabajo proporciona "una red de protección" a la mujer para que "se sienta segura para dar el paso y denunciar" y "que estas denuncias no queden impunes".
El mecanismo se activa cuando un trabajador de una empresa comunica sus sospechas de que una compañera es víctima de violencia de género dentro o fuera del entorno laboral. A partir de ahí, en cada empresa habrá personas encargadas que tratarán de llegar a esa mujer para informarle de sus derechos, darle apoyo y derivarla a recursos asistenciales y a las autoridades competentes.
Según explicó a los medios la presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género y vocal del Consejo General del Poder Judicial, Ángeles Carmona, esta iniciativa ofrece "medidas inmediatas de protección" para que las mujeres se sientan arropadas porque "en su entorno laboral todo el mundo dice no a la violencia de género e intenta aislar al maltratador". La intención es difundir esta iniciativa en todo el territorio nacional, para conseguir la mayor implicación posible de la sociedad.
Carmona incidió en que la ruralidad, y en concreto Galicia por su organización territorial, presenta "mayor riesgo de vulnerabilidad de la mujer", pues "el 72 por ciento de los asesinatos por violencia machista ocurren en poblaciones inferiores a 100.000 habitantes". Por esto, ha insistido en la importancia de que los recursos e información lleguen "hasta el lugar más recóndito".
En el mismo sentido, la secretaria de Igualdade de Galicia, Susana López Abella,  manifestó que en Galicia "la mayoría de empresas son pequeñas y medianas empresas", lo que supone la "complicación de aplicar en una comunidad como esta un protocolo de estas características". No obstante, ha valorado que "este es un paso importantísimo".n