FAYEZ BADAWI MIEMBRO DEL FRENTE POPULAR PARA LA LIBERACIÓN DE PALESTINA

“Palestina tiene derecho a la resistencia, pero tampoco nos permiten morir con dignidad”

Fayez Badawi, representante del Frente Popular para la Liberación Palestina, estuvo ayer en Vigo, invitado por el BNG, explicando la situación de su país ante la ofensiva israelí. Refugiado en el campamento de Beirut, llegó a España como apátrida. Asegura en declaraciones a Atlántico que “la guerra es lo peor que le puede pasar a un pueblo”.

Fayez Badawi fue recibido ayer por Olaia Fernández.
Fayez Badawi fue recibido ayer por Olaia Fernández.
“Palestina tiene derecho a la resistencia, pero tampoco nos permiten morir con dignidad”

¿Cómo se soporta una situación de  alerta constante?
Palestina vive bajo la ocupación de un país agresor. Es dramático y el resto de los países miran para otra parte. Queremos contar lo que realmente pasa y no se difunde.

¿Los ataques a Gaza son solo la punta del iceberg?
El drama palestino tiene distintas realidades: Gaza, un campo de concentración sin salida, donde se malvive; Cisjordania, con violencia constante e incontrolada, donde más de la mitad del territorio está ocupado por colonos; los dos millones y medio de refugiados en los campamentos del Líbano, Siria y Jordania, y los árabes que viven en Israel, sometidos a un apartheid como el de Sudáfrica. Pese a estar vetados para 77 empleos, los palestinos brillan en la literatura.

La comunidad internacional y Obama reaccionan  ante los ataques de Gaza. ¿Hay esperanza?
De la comunidad internacional no esperamos nada. No queremos lamentaciones, ni condolencias, queremos condenas. La ONU está secuestrada por EEUU y por su presidente, Obama, a quien le dieron un Premio Nobel de la Paz antes de que hiciese nada.  Los pueblos sí nos muestran su apoyo y les pedimos boicot a Israel.

Las relaciones entre los gobiernos están rotas. ¿Cómo es la convivencia entre los vecinos palestinos e israelís?
Un palestino puede ser judío, cristiano o musulmán, pero lo que no se puede es colonizar un territorio y pretender dominar a la población. Somos semitas, no tenemos nada contra los judíos, pero sí contra el sionismo. Si nos quieren eliminar,  tenemos derecho a la resistencia, pero tampoco nos permiten morir con dignidad. La historia de Israel es la historia de sus matanzas. De cada nueve jóvenes palestinos, uno será asesinado. No hay familia en Palestina que no tenga un muerto a quien llorar.n