Atlántico

VIGO

Un motorista fallece de madrugada en Gran Vía

Un accidente de tráfico sucedido en la madrugada de este jueves en Vigo se ha saldado con el fallecimiento de un hombre de 40 años, vecino de esta ciudad, que conducía una motocicleta, mientras que su acompañante, una mujer de 36 años y vecina de Nigrán, ha resultado herida.

Un aparatoso accidente de tráfico en la Gran Vía se salda con un fallecido // Alberte
Un aparatoso accidente de tráfico en la Gran Vía se salda con un fallecido // Alberte
Un motorista fallece de madrugada en Gran Vía

Según ha recogido el 061 en un comunicado, la central de coordinación de Urgencias Sanitarias fue alertada en torno a las 1,31 horas de que este suceso había tenido lugar en la avenida Gran Vía de la ciudad olívica.

Hasta ese punto se desplazaron dos ambulancias, una de ellas, medicalizada, para atender a las víctimas y agentes de la Policía Local. Finalmente, la mujer, que presentaba heridas graves, fue trasladada al Hospital Povisa y se certificó el fallecimiento del varón en torno a las 2,00 horas.

En concreto, el suceso tuvo lugar en torno al número 36 de la avenida, donde la motocicleta, modelo Yamaha 600 FZS, circulaba en sentido ascendente en dirección a la plaza de España.

Tras impactar contra una valla que delimitaba los controles de obra de la avenida, el motorista perdió el control del vehículo y colisionó contra la acera y un contenedor de basura.


Poco antes de las 3 horas, llegó al lugar un furgón de Vigo Memorial para el levantamiento del cadáver. El hombre falleció en el momento, no siendo necesaria la intervención médica. Un contenedor de basuras quedó hecho añicos enmedio de la acera tras el suceso, siendo precisa la asistencia de técnicos municipales para realizar el baldeo de la zona y la realización de las labores de limpieza -que se prolongaron hasta casi las 4 de la magrugada- una vez se retiró el cuerpo. Partes de la motocicleta quedaron esparcidas sobre la acera junto a la basura que contenía este contenedor en su interior, ya que a raíz del impacto, éste quedó partido por la mitad.