Atlántico

ALBERTO GONZÁLEZ-GARCÉS AUTOR DE UNA BIOGRAFÍA SOBRE EL CIENTÍFICO JOSÉ MARÍA NAVAZ

“José María Navaz fue un investigador marino pionero y una persona que sabía vivir la vida”

 Alberto González-Garcés acaba de publicar la segunda biografía decientíficos marinos relevantes y que formaron parte de la historia de Vigo pero que son muy desconocidos para el público general.
El investigador marino Alberto González-Garcés.
El investigador marino Alberto González-Garcés.
“José María Navaz fue un investigador marino pionero y una persona que sabía vivir la vida”

En la primera recuperó la figura de Ángeles Alvariño, a la que conoció, y ahora se centra en José María Navaz, un navarro que dirigió el Centro Oceanográfico de Vigo (1936-1946) y que dio nombre al primer barco de investigación vigués.

¿Por qué eligió a Navaz?
Me parecía que tenía una vida interesantísima en lo personal y en lo profesional. Como investigador marino fue pionero en muchos aspectos, sobre todo en el estudio de los recursos marinos explotables especialmente sardina, anchoa, chicharro y túnidos en general. Fue el primero que hizo estudios sobre los moluscos comestibles en Galicia, especialmente en la Ría de Vigo. Organizó y participó en campañas de prospección en 1941 y 1942 en plena II Guerra Mundial cuando los barcos españoles no podían ir a Terranova a pescar bacalao y trató de ver si se podía hacer una explotación comercial en el banco canario-sahariano; a partir de ahí se empezaron las grandes pesquerías de besugo y especies similares y años más tarde  evolucionó a las pesquerías de pulpo. Después fue destinado a San Sebastián a dirigir el laboratorio y acuario de la Sociedad Oceanográfica de Guipúzcoa, donde estuvo 30 años; lo convirtió en un referente internacional en un momento en el que había pocos acuarios.

¿Qué le llamó la atención de su vida personal?
Tenía aficiones de todo tipo. Además de Ciencias Naturales, estudió Magisterio y dio clase en las Escuelas Normales. En Madrid vivió en la Residencia de Estudiantes, donde conoció a Federico García Lorca. Se conserva una postal que le escribió desde París y esta amistad le hizo participar como actor aficionado en “La Barraca” que también se vino a representar a Vigo y Coruña. También era amigo de Buñuel y de Max Aub. Además, le gustaba el fútbol en su juventud, jugó como defensa y contribuyó a fundar en Pamplona La Sportiva, que fue el germen del Osasuna. De su etapa en Pamplona hay fotos curiosas corriendo delante de los toros en San Fermín, ahora van miles de personas pero entonces eran diez o doce.

Además de su legado científico, ¿qué podemos aprender de José María Navaz?

Sabía vivir la vida. Le gustaba la investigación, la enseñanza, la cultura, el deporte y todo intentaba hacerlo de manera positiva. En Vigo organizaba equipos de pelota vasca, fue presidente de la Federación Gallega de Pelota Vasca, y  como vicepresidente de la Federación Gallega de Natación participó en la organización del primer campeonato de natación de España en la Ría de Vigo porque entonces no había las piscinas que hay ahora. Como científico fue un gran pionero en la investigación de los recursos marinos sobre todo asociándolo con el medio ambiente. Tenía la visión de ecosistema aunque es una nomenclatura que no se usaba en la época. También fue pionero en la búsqueda de zonas de pesca de atunes en el Mediterráneo y en muchas otras cosas. En el Oceanográfico es un hombre muy respetado y muy querido.

¿Le costó mucho buscar la información para el libro?
Ests cosas llevan tiempo. Busqué mucha bibliografía y mucha información en el Archivo Histórico Nacional, en el archivo de la Universidad Complutense, en el archivo del Museo de Ciencias Naturales de Madrid, en los archivos de Vigo y en muchos otros. También me ayudó mucho su familia en especial su sobrina Amelia Guibert Navaz.

¿Cuándo empezó su faceta literaria?
Hace tres o cuatro años. Yo antes hacía artículos científicos de investigación y ahora me dedico más a la divulgación científica. Hay que hacer investigación pero también hay que dar a conocer la investigación que se hace y a los grandes investigadores que hemos tenido y que muchas veces son poco conocidos. Es una labor recordarlos y dar una base para mejorar la cultura general. Yo me acerco más a los de investigación marina pero hay personajes por todas partes. No siempre valoramos nuestra propia historia, hay que conocerla para valorarla.