VIGO

"Le habla la Guardia Civil, ¿en qué le podemos ayudar?"

 Una aplicación móvil permite acortar tiempos y contactar directamente con el agente

El comandante José Corral.
El comandante José Corral.
"Le habla la Guardia Civil, ¿en qué le podemos ayudar?"

En el centro de Operaciones Complejo de la Comandancia de Pontevedra son raros los momentos de silencio. Aquí trabajan una veintena de agentes que reciben las llamadas de los ciudadanos y alertan a las patrullas más cercanas. Además, también aquí es donde se gestionan las denuncias o mensajes pidiendo ayuda que llegan a través de la aplicación de móvil AlertCops. Con ella el teléfono móvil se convierte en el mejor aliado de la seguridad al permitir que los agentes entren en contacto directo con la víctima o testigo de cualquier situación que requiera su intervención. Un aliado tecnológico que abre una nueva vía de comunicación con cualquier víctima o testigo de un delito o que alerta  de la posición de alguien que ha sufrido un accidente o se ha perdido mientras hacia deporte o senderismo. 


El brigada Javier Maquieira, responsable del COC explica que esta aplicación permite  “universalizar el acceso a los servicios públicos de seguridad” facilitando además la comunicación con personas con diferentes capacidades auditivas y de vocalización al permitir enviar mensajes escritos, además de con aquellos que hablen otros idiomas, al llevar incorporada la última versión 4.0 un traductor.


La aplicación –una vez descargada en el móvil de forma completamente gratuita en alguna de las tiendas virtuales existentes- permite a la Guardia Civil saber dónde se encuentra la víctima o testigo del incidente, permitiendo así acortar tiempos, algo que según recuerda el brigada Maquieira "puede ser de vital importancia en caso de accidente, cuando alguien se pierde o está en peligro, como son los casos de violencia de género", en cuyo caso además la comunicación no deja ningún rastro en el móvil de la víctima . 


La localización del teléfono sólo es posible durante el tiempo en que está activada la alerta, no siendo factible hacer después un seguimiento de ese terminal telefónico. Otra de las ventajas que presenta destaca la posibilidad de localizar a alguien aunque no sepa dónde se encuentre, comunicarse con personas con discapacidad auditiva mediante mensajes de texto y hablar con la víctima o testigo orientándole sobre lo que debe hacer. La nueva versión permite incluso enviar fotos y vídeos directamente, lo que permite actuar a las fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con mucha más precisión. Este sistema también se encuentra activo en la demarcación de la Policía Nacional y los avisos de alerta son derivados a uno y otro cuerpo de forma automática según la localización. En el caso de la Guardia Civil, cuya demarcación es en casi un 90% zonas rurales con población diseminada y envejecida, AlertCops tiene un plus añadido. La posibilidad de conectar directamente con los vecinos y romper el aislamiento y la distancia. Además, con la utilidad "guardián" se puede conocer en todo momento la ubicación del usuario del móvil, algo que pueden hacer tanto los agentes, a petición del interesado, como un particular en el caso de menores o personas de edad avanzada.