La intensa lluvia y los radares provocaron varios accidentes con retenciones, uno con dos heridos al volcar un vehículo

La autovía, una trampa a la espera de Fomento

imagen del siniestro
La situación en la autovía A-55 entre Vigo y Porriño sigue complicándose a la espera de que el Ministerio de Fomento ofrezca una solución, tal y como anunció la propia titular Ana Pastor, quien aseguró que se está analizando los resultados de un informe realizado en diciembre a los técnicos sobre el trazado.

Las malas condiciones climatológicas unida a los radares, que obligan a los conductores a aminorar la marcha, están causando serios problemas en la vía, que ayer, volvió a colapsarse al registrar varios siniestros, uno de ellos con dos heridos.

Las personas lesionadas son dos mujeres de 43 y 80 años de edad quienes viajaban un vehículo que volcó, a su paso por Mos. El siniestro, según los datos facilitados por el 112, tuvo lugar sobre las 10,40 horas en la A-55 sentido Vigo. El particular que alertó al servicio de emergencias del accidente indicó que el vehículo en el que viajaban las dos mujeres se salió de la vía y quedó volcado.

Los Bomberos de Baixo Miño se desplazaron al lugar, pero al llegar confirmaron que las mujeres estaban fueran del vehículo, el cual fue necesario asegurar, así como señalizar la zona donde se produjo el siniestro. Las heridas fueron trasladadas al Perpetuo Socorro.

El accidente provocó importantes retenciones en la autovía, cuyo kilómetro 12 se ha convertido en un punto de elevada accidentalidad al situarse a escasos metros de uno de los radares.n

Te puede interesar