Veinte provincias y zonas costeras, en alerta por nieve, viento, lluvia y olas

Aparcamiento de la estación de esqui de Formigal de Huesca que se ha visto afectada por el temporal de frío y nieve. (Foto: Álvaro Calvo)
Un total de veinte provincias y varias zonas costeras permanecen este martes en alerta naranja (riesgo importante) o amarilla (riesgo) por nieve, viento, lluvia y olas, pero subirán las temperaturas en casi toda la Península, según la predicción de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).
Concretamente, Asturias está en alerta por acumulación de hasta 10 centímetros de nieve. Mientras que, también en el norte León, Palencia, Burgos y Soria, Cantabria, Vizcaya, Álava y Guipúzcoa, estaban en alerta amarilla o naranja por vientos entre 80 y 100 kilómetros por hora. Además, están en alerta amarilla por olas toda la costa gallega y el cantábrico oriental.

Igualmente, Cáceres está en alerta amarilla por viento de hasta 70 kilómetros por hora y en Canarias, ambas provincias y parte de la costa también permanecen en alerta por olas y vientos de hasta 90 kilómetros por hora. Por su parte, casi toda la costa del archipiélago balear permanece en alerta por olas, al igual que la costa de Gerona.

Mientras, Huelva, Sevilla, Cádiz, Málaga, Córdoba, Jaén, Granada, así como Murcia, están en alerta amarilla o naranja por viento y lluvias de hasta 80 litros por metros cuadrado, junto con gran parte de la costa andaluza, en alerta por oleaje.

Así, se esperan lluvias persistentes o localmente fuertes en Andalucía y la cota de nieve bajando hasta los 700 metros en el extremo norte peninsular. También habrá rachas de viento muy fuertes en Canarias, litoral cantábrico, litoral andaluz y zonas montañosas de la Península, con un ascenso notable de las temperaturas mínimas en gran parte de la Península.

Los cielos estarán muy nubosos en prácticamente todo el país, con precipitaciones débiles o moderadas, mas intensas en Andalucía, donde podrán ser persistentes o localmente fuertes. La cota de nieve bajará de 1.500 y 700-900 metros en el norte peninsular, quedando entre 1.200 y 1.500 metros en los Pirineos orientales; entre 1.400 y 1.600 metros en la zona centro; y en unos 1.900 metros en el sur.

Las temperaturas diurnas irán en moderado o notable ascenso en el tercio oriental peninsular, y con pocos cambios en el resto del país. Mientras, las temperaturas nocturnas subirán moderada o notablemente en la mayor parte de la Península y Baleares, con algunas heladas débiles todavía en puntos del norte peninsular.

Los vientos serán en general moderados del sudoeste, con algunos intervalos de fuerte e incluso rachas muy fuertes en Canarias, el litoral cantábrico y andaluz y zonas montañosas de la Península.

Te puede interesar