La idea del suicidio está presente en el 21,4 % de los pacientes con VIH

El 21,4 por ciento de los pacientes con VIH presentan ideas suicidas en el momento que acuden a consulta, una prevalencia que aumenta hasta casi el 43 por ciento en el caso de los enfermos que residen en zonas rurales.
Esta es una de las consecuencias del estudio 'Evaluación de la prevalencia de ideación suicida y factores de riesgo asociados en pacientes VIH', elaborado por el Servicio de Infecciones y Psiquiatría del Hospital Universitario de Canarias y que será presentado en el IV Congreso Nacional de GeSIDA en Toledo la próxima semana.

Según este informe, la prevalencia de las ideas suicidas entre la población afectada por VIH es similar a la que padecen las personas con 'condiciones psiquiátricas severas'.

Así, el 23 por ciento de los pacientes que presentan ideaciones suicidas padecen también depresión, mientras que un 9,1 por ciento de ellos ha intentado quitarse la vida en algún momento, lo que a juicio del Grupo de Estudio del SIDA (GeSIDA) 'refleja una clara correlación entre ideación de suicidio, depresión y tentativa'.

Los datos, que se extraen de una muestra de 125 pacientes, reflejan que la prevalencia de estas ideas es mayor en hombres (22,6 por ciento) que en mujeres (10,5 por ciento), y que esta tendencia aumenta cuando se suman factores como una mala situación laboral o jubilación (32,4 por ciento), cuando existen antecedentes familiares (66,7 por ciento) o cuando se consumen sustancias tóxicas (50 por ciento).

El lugar de residencia influye en una mayor prevalencia de las ideas suicidas, de manera que el 42,9 por ciento de los pacientes que habitan en zonas rurales presentan ideación suicida y depresión y las tentativas también son mayores en esta población.

Los autores del informe, liderado por la doctora Patricia Rodríguez-Fortúnez, han puesto de relevancia que el riesgo suicida es mayor en los pacientes con carga viral detectable y entre aquellos que no reciben el fármaco inhibidor efavirenz, empleado como parte de la terapia antirretroviral en el tratamiento del VIH-1.

Este estudio será presentado en el IV Congreso Nacional GeSIDA, que se celebrará entre el 27 y el 30 de noviembre en Toledo y en el que participarán más de 400 médicos e investigadores que debatirán sobre los retos y las principales preocupaciones en materia de prevención y tratamiento del VIH.

Te puede interesar