El año 2011 es el más cálido de toda la serie histórica, con una temperatura 1,49ºC por encima de la media (16,7ºC)

El año 2011 ha resultado 'extremadamente cálido' en España, ya que ha tenido una temperatura media de 16,7 grados centígrados, que superan en 1,49 grados centígrados el valor medio normal para el periodo de referencia (1971-2000), según datos provisionales de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) a fecha de 30 de noviembre, lo que convierten a este año como 'el más cálido' de la serie histórica, ya que ha superado ligeramente la media de 2006, que tuvo un valor medio de 16,67 grados centígrados, y que hasta ahora había sido el más cálido.
Así, según datos de la AEMET, este año está resultando de 'muy cálido a extremadamente' cálido prácticamente en toda España. Concretamente, los dos primeros meses del año fueron más cálidos de lo normal, y mientras que marzo tuvo un carácter 'normal', abril y mayo fueron 'extremadamente cálidos' en todo el país.

Además, de los meses veraniegos, junio y agosto fueron 'muy cálidos' mientras que julio, al contrario, resultó normal en su conjunto pero el julio más frío desde 2002. Además, el trimestre septiembre-noviembre resultó también 'muy cálido'.

Mientras las temperaturas más elevadas del año 2011 se produjeron al final de la segunda decena de agosto, el episodio más frío del año se registró en los últimos diez días de enero, cuando las temperaturas cayeron por debajo de los -10 grados centígrados en zonas montañosas y en puntos de las dos mesetas. Concretamente, la temperatura más elevada de 2011 se alcanzó el 19 de agosto en Morón de la Frontera (Sevilla), que llegó a 42,5 grados centígrados. Por el contrario, el valor más bajo del año se registró el 23 de enero en Molina de Aragón (Guadalajara), con -13,6 grados centígrados.

En cuanto a las precipitaciones, 2011, con datos provisionales hasta el 14 de diciembre, está resultando 'algo más seco de lo normal' para el conjunto de España, con un déficit de lluvias más acusado en el extremo norte peninsular. Hasta esa fecha, ha llovido en España 555 litros por metro cuadrado, un 7 por ciento por debajo del valor normal.



Te puede interesar