Mundo

Macron contrarreloj: 600 días para convencer a los franceses

Mundo

Mundo

Macron contrarreloj: 600 días para convencer a los franceses

El presidente de Francia, Emmanuel Macron.
photo_cameraEl presidente de Francia, Emmanuel Macron.
El presidente francés necesita recuperar popularidad a dos años de las elecciones presidenciales
n n El presidente francés, Emmanuel Macron, tiene prisa, urgido en la necesidad de recuperar popularidad a dos años de las presidenciales, si quiere tener opciones de convertirse en el primero en ser reelegido desde que los mandatos se redujeron a 5 años. Para ello nombró un Gobierno "de combate" a quien dio un mandato preciso: 600 días para sacar al país de la crisis en la que le situó la pandemia del coronavirus y abordar las últimas reformas a las que se comprometió el candidato.
La hoja de ruta será desgranada el próximo martes, con motivo de la fiesta nacional, cuando el presidente tiene previsto dirigirse a los franceses, una cita tradicional desde 1978 que él había roto. Macron quiere más acción y menos literatura, una necesidad que corresponde con el nombramiento de Jean Castex al frente del Gobierno, un alto funcionario más acostumbrado a afrontar asuntos espinosos que a encandilar a las masas.
Desconocido hasta hace unos días, el nuevo primer ministro tendrá la labor de aplicar las líneas que marque el presidente. Ayer reunió a su Gobierno para recordarles que no hay tiempo que perder e instarles a ocupar el terreno mediático y acudir al encuentro con los franceses para explicarles su acción. Elegido en 2017 al margen de los partidos tradicionales, Macron no ha despegado en las encuestas, en parte, porque la primera parte de su mandato la dedicó a afrontar algunas de las reformas más impopulares, como la del mercado laboral o la de la empresa pública de ferrocarriles. El último de esos frentes, que debía quedar despejado antes de verano, era la reforma de las pensiones, que chocó con una gran oposición política y sindical, que puso al presidente contra las cuerdas. Una reforma paralizada por el coronavirus.n

Comentarios