Atlántico

GALICIA

Desarticulado un punto de venta de estupefacientes tras detener a un individuo cerca de un centro escolar de Pontevedra

Agentes de la Policía Nacional de la Comisaría Provincial de Pontevedra, en el marco de los dispositivos habilitados para la prevención del consumo y venta de sustancias estupefacientes en los entornos escolares, han detenido a un vecino de la localidad de Marín de 34 años, que cuenta con antecedentes policiales, por un delito de tráfico de drogas por venta de hachís y pastillas.

Desarticulado un punto de venta de estupefacientes tras detener a un individuo cerca de un centro escolar de Pontevedra

Según ha informado la Policía Nacional, los hechos sucedieron a finales de la semana pasada cuando agentes pertenecientes a la Brigada de Seguridad Ciudadana que realizaban labores de prevención de la seguridad ciudadana observaron un vehículo que circulaba por las inmediaciones de un centro escolar "en actitud sospechosa".

Los agentes interceptaron el vehículo y, cuando se entrevistaron con los ocupantes, "percibieron un fuerte olor a marihuana", han señalado las mismas fuentes, por lo que efectuaron un cacheo superficial de los ocupantes y el vehículo.

Los agentes le incautaron al conductor un envoltorio de plástico que contenía "sustancia susceptible de ser hachís", apunta la Policía, con un peso de 8,2 gramos, 3,4 gramos de speed, 4,2 gramos de MDMDA, una bolsa de plástico con 27 pastillas de metanfetamina o éxtasis y dos pastillas, supuestamente Viagra.

Además, los agentes le intervinieron 70 euros en billetes fraccionados y en el maletero encontraron un spray de defensa y un maletín con un arma de aire comprimido sin la correspondiente licencia. De todo ello han dado cuenta a la Subdelegación del Gobierno, han señalado las mismas fuentes policiales.

Por todo ello los agentes detuvieron al conductor, cerca de un centro escolar de Pontevedra, por un delito contra la salud pública y lo trasladaron a dependencias policiales para prestar declaración por estos hechos.

Los agentes policiales requirieron, además, la presencia de una patrulla de la Policía Local, ya que el vehículo circulaba sin la ITV en vigor, por lo que se le propuso para la correspondiente sanción.