EL PSC, AL FRENTE DE CONGRESO Y SENADO

El PSOE emplaza a PP y Cs a hacer posible la investidura

Sánchez quiere a los catalanes Meritxell Batet para presidir el Congreso y Manuel Cruz el Senado

Sánchez propone a Batet para presidir el Congreso y a Manuel Cruz al Senado
Sánchez propone a Batet para presidir el Congreso y a Manuel Cruz al Senado
El PSOE emplaza a PP y Cs a hacer posible la investidura

El PSOE quiere que la sesión de investidura de Pedro Sánchez no esté en las manos de las fuerzas independentistas y ha emplazado al PP y a Ciudadanos a que la faciliten mediante la abstención. La petición se ha producido apenas horas después de cerrar con Podemos la Mesa del Congreso.


En el ecuador de la campaña del 26 de mayo, el foco político se ha desplazado al Congreso y al Senado, y a la aritmética parlamentaria y sus posibles alianzas. 


Desde las elecciones se ha especulado con el papel que ERC podría jugar en las negociaciones para el reparto de puestos de las Mesas de las Cortes, pero no va a tener ninguno. Si a esto se unen las declaraciones que ha efectuado el responsable de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, parece evidente que las relaciones entre ambos partidos no pasan por buen momento. "No queremos depender de los independentistas", dijo el ministro de Fomento en funciones.
Así que, ante la posibilidad de que los síes de estas formaciones sean necesarios en la investidura, el Gobierno por un lado, y Ábalos por otro, han pedido a Cs y al PP que se abstengan y permitan que Sánchez sea presidente del Gobierno "por España y por la estabilidad". "Que nos libren de esas dependencias", ha añadido.


Dependencias como las citadas por Ábalos no ha habido en la composición de las Mesas del Congreso y del Senado, en las que el líder del PSOE ha colocado a figuras totalmente afines. Había expectación por conocer su decisión tras frustrarse el intento de situar a Miquel Iceta en la Presidencia del Senado. Con la designación del parlamentario del PSC Manuel Cruz para ejercer la cuarta autoridad del Estado, Sánchez clausura la vía Iceta, pero sin salirse del guión inicial.


Los socialistas catalanes tendrán así el más alto cargo de la Cámara Alta y el más alto de la Cámara Baja, toda vez que Meritxell Batet es la persona elegida para la Presidencia del Congreso, y Manuel Cruz para la del Senado.
La composición de la Mesa de la Cámara Baja se ha resuelto en gran parte por el acuerdo con Unidas Podemos, que se ha asegurado la Vicepresidencia primera, que recaerá en Gloria Elizo, y la Secretaría primera, en Gerardo Pisarello. Cinco puestos de nueve pasan a las fuerzas "progresistas", palabra de Pablo Iglesias, ya que también estarán presentes los socialistas Alfonso Rodríguez Gómez de Celis y Sofía Herranz, afines a Sánchez. PP y Cs retendrán los cuatro cargos restantes.
La negociación de la Mesa del Senado ha deparado más sorpresas por cuanto el Partido Socialista ha renunciado a la mayoría, de modo que se asegura tres puestos y cede uno al PP (con tres) y otro al PNV, única fuerza nacionalista con representación en los órganos de gobierno de las Cortes Generales.