Atlántico

ESPAÑA

El Govern agradece la interposición de los grupos pacifistas

El conseller de Interior, Miquel Buch, agradeció ayer el cordón de separación entre manifestantes y cuerpos policiales que efectuaron en algunas protestas grupos pacifistas, pero reclamó que se aparten de inmediato si empiezan los incidentes.
Uno de los cordones de pacifistas, en Barcelona.
Uno de los cordones de pacifistas, en Barcelona.
El Govern agradece la interposición de los grupos pacifistas
El sábado en Lleida y ayer en Barcelona, grupos de personas, entre ellos de la plataforma "En pie de paz", se interpusieron entre manifestantes y policía, con chalecos blancos y apelaciones a la calma, para tratar de evitar que se reproduzcan los disturbios de los últimos días en las protestas en Cataluña por la condena a la cúpula del procés.
Formando un cordón de separación, con los brazos en alto y sentados en el suelo, estos ciudadanos reclaman la no violencia. "Queremos agradecer su actitud. Su contribución para separar actos violentos de las manifestaciones que están sucediendo", indicó el conseller. Buch advirtió, no obstante, a los ciudadanos de que integren estos cordones de que si ven que se empieza a producir lanzamiento de objetos o actuaciones violentas se aparten lo antes posible del lugar para poder garantizar su integridad física.
"Agradecemos que el pueblo catalán demuestre su carácter pacífico, que actúa cuando ve la cara de la moneda que no es la nuestra (la violencia), que no es la cara del pueblo catalán. Pero si hay ataques a las líneas policiales, que se aparten", afirmó.