España

El fabricante reemplazará los test no válidos por otro modelo

España

ESPAÑA

El fabricante reemplazará los test no válidos por otro modelo

Un santiario muestra uno de los test de detección del coronavirus que utilizan en Alemania.
photo_cameraUn santiario muestra uno de los test de detección del coronavirus que utilizan en Alemania.
Madrid, la única comúnidad que los había recibido, afirma que sus resultados eran "sospechosos"

n n nEl fabricante en China de los test rápidos que adquirió el Gobierno español a través de un proveedor nacional, y cuya sensibilidad es menor que la establecida, asumió la devolución y los reemplazará en los próximos días por un nuevo modelo con las especificaciones requeridas. 
Así lo ha aseguraba ayer el Ministerio de Sanidad, que quiso  aclarar que estos test fueron detectados en un lote "determinado y controlado" de una partida de 8.000 que se entregó el pasado fin de semana a la Comunidad de Madrid. 
Estos 8.000 test formaban parte, según indica Sanidad, de una compra por parte del Ministerio de 640.000 pruebas de detección rápida de coronavirus cuya totalidad no había llegado todavía a toda España. "Solo habían llegado dos entregas: una primera de 8.000 test (la que se envió a la Comunidad de Madrid) y una segunda de 50.000 test que no se llegó a distribuir", explica. 
Todas ellas -insiste el departamento que dirige Salvador Illa- han sido compradas a través de un proveedor nacional a un fabricante en China y todas cuentan con marcador CE y, por lo tanto, están homologadas para su compra y comercialización en toda Europa.  Pero tras detectarse una menor sensibilidad en alguno de estos primeros 8.000 test, Salud Pública dio la orden de retirada y por eso -mantiene- se han devuelto las 58.000 pruebas rápidas que ya habían llegado a España. 
Ahora, tras los hechos descritos, el fabricante reemplazará los test y enviará en los próximos días 640.000 unidades de un nuevo modelo con la sensibilidad exigida. 
La Comunidad de Madrid afirma que recibió cerca de 9.450 test de diagnóstico rápido que no funcionaban tanto en cribado de población como en muestras de laboratorio, donde se comprobó que sus resultados eran "sospechosos". El consejero Enrique Ruiz Escudero afirmó en Onda Cero que el 30 por ciento de los análisis de muestra daban "falsos positivos".

rendir cuentas
El PP reaccionó sobre este asunto y en un mensaje en Twitter afirma: "No van a devolver 9.000 tests como dijeron al principio, ni 50.000 como aseguraron después. Devolverán los 650.000 que pidieron. Podemos ser leales al Gobierno, pero nunca estaremos callados ante este descontrol". El PP solicitó que la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, comparezca en la Comisión de Sanidad del Congreso , en su nueva condición de gestora de la compra de material sanitario, para rendir cuentas.
Vox, por su parte, pide a Sanidad el expediente administrativo de la compra y su portavoz en el Congreso, Ignacio Barriga, asegura que la crisis sanitaria la gestionan "auténticos irresponsables" y que "su ineficacia está costando miles de vidas".n