España

Economía, Cataluña y la crisis de confianza en las instituciones, sus grandes prioridades

España

A LA BÚSQUEDA DE GOBIERNO

Economía, Cataluña y la crisis de confianza en las instituciones, sus grandes prioridades

Pedro Sánchez ya tiene perfiladas sus grandes prioridades del que sería un acuerdo de gobierno. "Antes de las alianzas vienen los proyectos, antes de los nombres vienen los programas, antes de con quién viene para qué", sostiene, para indicar a continuación las cuatro prioridades a las que, a su juicio, se enfrenta España: la falta de oportunidades laborales, la desigualdad, la crisis de convivencia con Cataluña y la crisis de confianza de los ciudadanos en sus instituciones. Sánchez enumeró las políticas que, a su juicio, son necesarias para responder a estos desafíos y se muestra dispuesto a discutirlas con el resto de partidos, porque, dijo, el cambio que necesita el país no es tarea de un solo líder ni de un solo partido. Se trata, dijo, de iniciar un "camino sereno, cargado de responsabilidad, de principios y de generosidad. El cambio, el progreso, las reformas, deben ser la base de ese entendimiento", remarca.
Con quien descarta  que pueda a llegar a un pacto es con el PP, aunque, eso sí, explica que aspira a sumar a este partido a la reforma de la Carta Magna. Sánchez insistió en que el partido de Mariano Rajoy tiene que pasar a la oposición para regenerarse y dejó claro que, aunque hablará con este partido, no entra en la formación de gobierno que está contemplando.
Además, el líder de los socialistas fue muy duro con Mariano Rajoy por la "espantada" después de las elecciones, renunciando a la tarea para la que le votaron siete millones de españoles, lo que ha atribuye a su "nula capacidad de acuerdo y a su aversión por el diálogo".
También insistió Sánchez en que hablará con todos pero no buscará el apoyo de los independentistas para su investidura, aunque no aclaró qué hará si su abstención es imprescindible para que sea presidente del Gobierno. Eso sí, se ríe de que se esté hablando de la posibilidad de que estos diputados se ausenten de la votación. Tras insistir en que él se toma "en serio" este proceso, apuntó que tanto ERC como Democracia y Libertad ya han dicho que van a votar en contra. "¿Por qué no fiarse de su palabra?", dijo.n