La Xunta adjudica dos patrulleras Guardacostas por 2,9 millones

Una de las patrulleras que ya han sido construidas por Astilleros Polináutica.
photo_camera Una de las patrulleras que ya han sido construidas por Astilleros Polináutica.
Consellería do Mar sustituye seis de sus ocho patrulleras ligeras y una patrullera de altura en ocho años y una inversión de 13 millones. Astilleros Polináutica construirá los dos buques

El Consello de la Xunta analizó un informe sobre la formalización del contrato de suministro de dos embarcaciones patrulleras ligeras para el Servicio de Guardacostas de Galicia. El contrato con la empresa Astilleros Polináutica, de Cambados, asciende a 2,9 millones de euros y está cofinanciado en un 70 % por la Unión Europea a través del Fondo Europeo Marítimo, de Pesca y Acuicultura (Fempa) 2021-2027. 

De este modo la Consellería del Mar continúa con el proceso de renovación parcial de la flota de este servicio en el que lleva invertidos desde 2018 más de 13 millones de euros en el reemprazo de seis de las ocho embarcaciones ligeras que hay operativas en la actualidad y una patrullera de altura “Mar de Galicia”, que sustituyó a la embarcación “Paio Gómez Chariño”.

La primera embarcación deberá ser entregada, según el pliego de condiciones, en un plazo de 14 meses y la segunda en un plazo de 21 meses a partir de la firma del contrato.

Ambos buques tienen como destino el relevo de las patrulleras “Serra de Faro IP- 122” y “María de Pazos IP-123”, con base en Portonovo y Portosín, respectivamente, y que constan con una antigüedad que ronda los veinte años. Los nuevos buques serán de tipo monocasco cabinados de poliéster reforzado con fibra de vidrio, con acabados de alto nivel de calidad. Contarán con 18 metros de eslora y podrán alcanzar en las pruebas de mar oficiales, y con un desplazamiento de la media carga, una velocidad de 34 nudos.

Este contrato supone un nuevo hito en la renovación de la flota con la que cuenta Guardacostas de Galicia, un servicio único en el ámbito autonómico, operativo las 24 horas los 365 días del año que permitió socorrer desde su creación a más de 1.800 personas. La mayoría de las intervenciones están relacionadas con remolque de otros buques que están a la deriva, tanto de pesca como de recreo, por avería u otras causas, la recogida de materiales que resulten peligrosos para la navegación, y la busca y rescate de personas desaparecidas o en peligro. En los últimos dos años fueron atendidas alrededor de un centenar.

También desempeñan labores de lucha contra el furtivismo con el doble objetivo de garantizar que los productos pesqueros que llegan al consumidor provengan de canales legales y con todas las garantías para su consumo, así como evitar la actividad irregular en el sector profesional.

Te puede interesar