Atlántico

COPA GALICIA

El Celta Zorka asustó a un Ensino superior

El equipo vigués dominó la primera parte, pero en la segunda reaccionaron las lucenses
La céltica Breanna Richardson trata de superar a Nyingifa.
La céltica Breanna Richardson trata de superar a Nyingifa.
El Celta Zorka asustó a un Ensino superior
El Celta Zorka Recalvi no pudo conquistar su decimotercer título de la Copa Galicia al caer en la final, disputada ayer en Narón, ante un Durán Maquinaria Ensino que tuvo que remontar en la segunda parte y que no sentenció hasta los instantes finales del encuentro. El equipo vigués se enfrentó sin complejos a un rival de superior categoría y en los dos primeros cuartos consiguió neutralizar el mayor potencial de las lucenses para irse al descanso con nueve puntos de ventaja (25-34). En la segunda mitad, el técnico del Ensino, Juan Nécega, tuvo que recurrir a la renqueante Breedlove y a una inspirada Bea Sánchez, MVP de la final, para doblegar a un Celta que plantó cara hasta el final.
El primer periodo mostró la realidad de dos equipos en construcción, con canastas fáciles erradas, pérdidas de balón y pocos puntos. El Ensino, que tenía hasta tres bajas importantes, empezó dominando el electrónico, pero pronto el Celta Zorka se puso por delante con una buena defensa y los puntos de Anne Senosiain y Richardson. Así, las viguesas llegaron al final del primer periodo con un punto de ventaja (11-12).
El segundo cuarto fue el mejor de las celestes, el que promete una gran temporada, con Richardson muy enchufada y acertada en el lanzamiento desde la pintura e incluso desde el exterior, aunque a la estadounidense, que acaba de aterrizar en Vigo, le falta todavía un buen número de entrenamientos para acoplarse al equipo.
Juan Nécega pidió tiempo muerto para intentar reorganizar a su equipo en el minuto 14 (17-21), pero el Celta empezó a mandar en todas las facetas del juego y anuló en muchos momentos al conjunto lucense, que se empeñó en el lanzamiento exterior y terminó la primera parte con un 11 por ciento en triples.
En la pintura, Elo Edeferioka superaba a Miller y aportaba puntos y defensa, lo mismo que Tulonen, que con cinco puntos seguidos permitió al Celta Zorka superar por primera vez los diez de ventaja (23-34, min.20), aunque una última canasta de Nyingifa dejó en nueve puntos la renta de las celestes al llegar al descanso (25-34).
El Ensino regresó con otra cara de los vestuarios. Breedlove, que había estado en la pista apenas dos minutos en toda la primera parte, tomó el mando del conjunto lucense y Bea Sánchez inició su recital en todas las posiciones del ataque.
El Celta Zorka se mantuvo por delante en el marcador con los pocos puntos que aportaban Elo o Lacorzana, pero el Ensino iba reduciendo la diferencia y en el minuto 28 logró el empate con una canasta de Nyingifa.
Las viguesas se negaban a tirar la toalla y volvieron a abrir un pequeño hueco con tres excepcionales defensas –en dos de ellas el Ensino agotó la posesión– y una canasta de Elo, pero a ello respondió Bea Sánchez con un triple y la propia jugadora lucense cerró el tercer cuarto con dos tiros libres que deshacían el último empate (48-46, min.30). A partir de ahí, el conjunto vigués ya no pudo con un rival que tomó una renta de siete puntos (57-50, min.36) que ya fue imposible de remontar. La Copa Galicia se fue para Lugo, pero el Celta plantó cara a un equipo de superior categoría. n