Deporte local

El nuevo Celta se pone en marcha

Deporte local

celta

El nuevo Celta se pone en marcha

Óscar García Junyent (i), con su hermano Roger y Rubén Martínez, ayer, en las instalaciones de A Madroa.
photo_cameraÓscar García Junyent (i), con su hermano Roger y Rubén Martínez, ayer, en las instalaciones de A Madroa.
El equipo celeste abrió el parón con un entrenamiento en el que participó Kevin Vázquez, que aún no tiene el alta
Tras el trámite del pasado fin de semana en el Camp Nou contra el Barcelona, el nuevo Celta de Óscar García Junyent inició ayer una minipretemporada de quince días aprovechando el parón liguero por los compromisos de las selecciones nacionales.
La sesión, pese a ser la primera a puerta abierta de toda la semana, se desarrolló casi en la intimidad habitual de los entrenamientos sin público, ya que fueron muy pocos los aficionados que se acercaron a las instalaciones deportivas de A Madroa, debido al frío y a la niebla que cubrió la zona durante la mañana.
Los jugadores, además, saltaron al césped sobre las 11:00, una media hora después de lo previsto, y la principal novedad fue la presencia de Kevin Vázquez con el grupo, a pesar de contar todavía con el alta médica. El lateral nigranés se lesionó el pasado 7 de octubre durante un entrenamiento y ha estado más de un mes recuperándose de una rotura fibrilar en el músculo recto anterior derecho. Ayer, sin embargo, realizó el mismo trabajo que el resto de sus compañeros, por lo que lo más probable es que reciba el alta en los próximos días y esté disponible para el siguiente partido, que enfrentará al Celta con el Villarreal en La Cerámica.
Quien no pudo participar fue el también lateral David Juncá, que después de su inesperada titularidad en el choque contra el Barcelona –en un también sorprendente primer sistema de Óscar García, que alineó tres centrales y dos carrileros– se perdió la sesión de ayer debido a un proceso gripal.
Por su parte, los lesionados Santi Mina, Rafinha o Beauvue continuaron con su rehabilitación en solitario, la más avanzada la del delantero vigués, que trabajó sobre el césped e hizo alguna carrera.
Óscar García Junyent tampoco pudo contar con los cuatro internacionales que se encuentran concentrados con sus selecciones nacionales: Fran Beltrán, convocado por la selección española sub-21; Stanislav Lobotka, con Eslovaquia; Okay Yokuslu, con Turquía; y Joseph Aidoo, que disputará con Ghana dos partidos clasificatorios para la Copa de África.
Varios de los jugadores que fueron titulares contra el Barcelona empezaron la jornada en el gimnasio y saltaron al campo más tarde que los suplentes, los descartados y los futbolistas del filial que se sumaron al entrenamiento.
Óscar García Junyent tiene sólo un par de semanas para intentar que la plantilla empiece a asumir sus nuevos conceptos, algunos de los cuales ya se dejaron ver en el Camp Nou, a pesar de llevar solamente cuatro entrenamientos con el nuevo técnico.
La presión alta, la recuperación tras pérdida, la posesión y el juego en campo rival son algunas de las características que el nuevo preparador celeste quiere introducir en su equipo antes del encuentro que el Celta disputará con el Villarreal el próximo domingo día 24 a las 18:30 horas.
Óscar García pretende dotar también al conjunto vigués de una mayor fortaleza física, aunque ayer todavía no pudo contar con el técnico especialista en esta área, Quique Sanz, al que se espera esta misma semana, una vez que consiga desvincularse de su último club, el Pumas mexicano. n

Más en Deporte local
Comentarios