Deporte local

Los nadadores gallegos y su sufrimiento fuera del agua

Deporte local

CORONAVIRUS

Los nadadores gallegos y su sufrimiento fuera del agua

Luisa Domínguez controla las sesiones de entrenamiento de los nadadores del CGTD de forma 'on-line'.
photo_cameraLuisa Domínguez controla las sesiones de entrenamiento de los nadadores del CGTD de forma 'on-line'.
La entrenadora Luisa Domínguez reconoce que el regreso "será como empezar de cero"
Luisa Domínguez, entrenadora viguesa de natación en el Centro Galego de Técnificación de Galicia en Pontevedra, es clara y asume la realidad. "Lo importante es que no enferme ninguno", admite. Porque, a nivel deportivo, es conocedora de que el estado de alarma dejará a sus nadadores en una situación mala. "Cuando regresen, será como empezar de cero", admite. 
La explicación es obvia. En casa es muy complicado entrenar natación, una disciplina de mucha técnica y que se desarrolla en un medio con poca gravedad por la propia flotabilidad de los cuerpos. "Dentro de los deportistas, somos de los más perjudicados. Quien más quien menos, puede hacer preparación física en seco, pero nosotros tenemos como esencial el agua. De 5 horas de entrenamiento, cuatro son en este medio y, por muchos planes que les mandemos a los deportistas, no se pueden mantener", explica la entrenadora viguesa, que ejerce de responsable de la natación gallega en Pontevedra. 
A modo de broma, expresa que "cuando regresen, van a ser unos despojos" porque "en las ocasiones que un nadador no puede entrenar algunos días, parece que la pérdida de multiplica. Las sensaciones no tienen nada que ver con, por ejemplo, un atleta. Si está lesionado, puede caminar. Pero estar en el agua es totalmente diferente". 
La cuarentena llegó para la natación gallega en un momento "crucial, entrenando al máximo de carga para el Campeonato de España de abril. Se paró de golpe y ahora buscaremos mantenerlos ilusionados hasta la temporada de verano. Después, parar y volver en septiembre a empezar de nuevo". Por este motivo, deben planificar las cosas bien para evitar lesiones y también con un ojo puesto en el calendario que puedan elaborar las distintas federaciones tras la decisión de aplazar los Juegos de Tokio hasta 2021. 
Mientras, la responsable organizó conjuntamente con el preparador fisico un calendario de entrenamientos 'on-line' "en el que nos conectamos a las 10:30 todos los días. Realizamos sesiones de fuerza tipo crossfit". A partir de ahí, los que tienen recursos y una casa "pueden hacer sesiones de trabajo aeróbico por la tarde en la bici o la cinta. Eso sí, tampoco podemos exigir mucho porque somos nadadores y es un trabajo fuera del agua al que no están acostumbrados y no es cuestión de que, al volver, vengan lesionados". 
Entre todo el grupo, existe algún privilegiado con piscina en casa que "ya se puso el neopreno y realizó alguna sesión. De veinte minutos, no aguanta más, que esto es Galicia y hace frío. Pero para perder menos sensaciones, sirve".n

Más en Deporte local
Comentarios