La baja de la mallorquina se une a la de Blanca Marcos en un momento decisivo de la competición

El Indepo pierde a Alba Torrens por lesión para un mínimo de tres semanas

Alba Torrens, en un partido de esta temporada.
La mala suerte sigue persiguiendo al Celta Indepo. A la baja de Blanca Marcos, la semana pasada, se unió ayer la de Alba Torrens, su jugadora más emblemática, que podría perderse los cuatro partidos que restan hasta el parón navideño al sufrir una fractura por estrés del segundo metatarsiano del pie izquierdo. Además, Valero y Miljkovic arrastran molestias.
Alba intenta reconstruir su vida desde que entró por la puerta del Anxo Carro hasta que en la mañana despertó en un hospital lucense. Con el alta médica en la mano, recoge versiones de lo sucedido y las pega con los flashes que su memoria le va filtrando. El golpe contra Guardado le provocó una amnesia temporal. Pero quiere jugar el fin de semana. El Celta Indepo pierde a Alba Torrens para un mínimo de tres semanas y un máximo de un mes y medio, según apuntaron ayer la propia jugadora y el presidente del club, Francisco Araújo. La alero internacional sintió molestias en el pie durante el partido del pasado sábado contra el Olesa, en Barcelona, y ayer pasó por la clínica Povisa, donde se le diagnosticó una fractura por estrés del segundo metatarsiano del pie izquierdo. La mallorquina deberá someterse a nuevas pruebas dentro de quince días, pero todo indica que se perderá al menos tres partidos, los que el Indepo deberá jugar con Estudiantes, Ibiza y Zaragoza, y, como pronto, llegaría para enfrentarse al Rivas Ecópolis, actual líder, en el último encuentro de Liga antes del parón navideño, el 20 de diciembre. Alba Torrens señaló ayer que ‘tenía unas molestias insignificantes en ese pie pero el sábado, después del partido, ya me dolía bastante’. La alero céltica dijo también que ‘en quince días tengo que volver a la clínica para ver cómo está, pero es una fisura y tiene que soldar, así que por lo menos tendré que parar tres semanas’. Por su parte, el presidente del club, Francisco Araújo, aseguró que ‘aunque hay que hacer más pruebas, puede que tenga que para un mes y medio’. La baja de la alero mallorquina llega en el peor momento para el equipo vigués, que no ha tenido un gran comienzo de temporada (tres victorias y seis derrotas) y en las próximas semanas debe enfrentarse a equipos asequibles en circunstancias normales. El pasado sábado, las viguesas ya notaron los problemas físicos que arrastran varias de sus jugadoras y perdieron en la prórroga un encuentro que dominaban en el tercer cuarto. La lesión de Torrens se une a la de Blanca Marcos, que estará aún otras dos semanas en el dique seco por una rotura fibrilar, y al edema óseo que padece Pilar Valero en uno de sus pies. Milica Beljanski y Maja Miljkovic también arrastran molestias. De momento, el Indepo no se plantea ningún fichaje, por lo que afrontará en cuadro los próximos choques.

Te puede interesar