Deporte local

El Bayern irrumpe en A Toxa

Deporte local

CELTA

El Bayern irrumpe en A Toxa

Brais Méndez
photo_cameraBrais Méndez
El canterano céltico Brais Méndez indicó ayer sobre el interés de contratarlo del equipo alemán que "yo no sé nada"

El día amaneció tranquilo, con un poco de viento en las Rías Baixas, pero el temporal se desató desde Alemania para perturbar el día abierto a los medios en la concentración del Celta en O Salnés. La revista "Kicker" publicó que el Bayern de Munich está interesado en hacerse con los servicios del céltico Brais Méndez y que, de hacerlo, sería abonando la cláusula de rescisión del futbolista, que está situada en los 25 millones de euros. 
La noticia se convirtió en un auténtico huracán en los pasillos del hotel donde se alojó la expedición del club vigués y todos los micrófonos se dirigieron hacia el mediapunta, que se vio desbordado por la misma pregunta. La respuesta: "Yo no sé nada". Una y otra vez fue cuestionado y en todas dijo desconocer el hecho. "No son cosas mías, no sé nada. Estoy centrado en entrenar". 
A la enésima pregunta, el futbolista llegó a indicar que "para un jugador tan joven es ilusionante que un club como el Bayern se fije en uno, pero no sé si es real o no. Me enteré esta mañana". Más allá de la propia opinión de Brais Méndez, la revista "Kicker" recoge que el futbolista fue ofrecido al club alemán y que ambas partes estarían interesadas en hacer una operación cuyo coste se situaría en los 25 millones de euros. 
En todo caso, no es la primera ocasión que el futbolista recibe propuestas de equipos extranjeros y ya gozó de ofertas el pasado curso. No obstante, la intención del entorno del futbolista fue buscar una renovación en los últimos meses, ya que el contrato de Brais Méndez se corresponde al vereno de 2017, cuando todavía alternaba su participación en el primer equipo con el segundo.
El pasado curso, a pesar de la maña campaña a nivel colectivo de la escuadra viguesa, el canterano fue una de las noticias positivas al disputar un total de 31 partidos, 27 de ellos como titular. Anotó un total de seis goles y brilló especialmente en la mitad inicial de la campaña. Terminó a un rendimiento algo menor y también con una lesión muscular. A estas cifras añadió que debutó con la selección española tras recibir la llamada de Luis Enrique. 
A pesar del huracán llegado desde Alemania por el posible interés de uno de los que, probablemente, está entre los cinco mejores equipos de Europa como es el Bayern Múnich, Brais Méndez se mostró ilusionado por la temporada que empieza en el Celta. "Estoy centrado en lo mío, que es entrenar y preparar la temporada, que puede ser un gran año". 
De hecho, al igual que otros compañeros, Brais asegura que los refuerzos de Santi Mina, Denis Suárez y 'Toro' Fernández "el equipo pinta muy bien, los fichajes son de lujo, de mucha calidad y nivel. Además, están comprometidos al 100%. Son de la cantera, conocen el idioma y nos entendemos entre nosotros. Es algo que ayuda mucho". 
Una situación que deberá influir en el rendimiento de los futbolistas en el capítulo colectivo y también en el plano individual porque el conjunto vigués logró reunir a futbolistas de talento, similares, pero con sus diferencias, y con un notable gusto por el juego de ataque. La tarea de Fran Escribá durante las semanas de pretemporada es juntarlos y formar un colectivo sólido que alcance un gran rendimiento. Todo ello sin que los huracanes, con mayor o menor fuerza, despisten a los futbolistas antes de comenzar la campaña el próximo 17 de agosto ante el Real Madrid.

Unos 2.000 aficionados acudieron al entrenamiento abierto al público 

La sesión de trabajo preparada por Fran Escribá para la tarde de ayer incluyó dos entrenamientos y, en la segunda, los aficionados pudieron seguir las evoluciones de los jugadores en el campo de fútbol de Baltar, en Portonovo. Como era previsible, fueron muchos los aficionados célticos que acudieron al entrenamiento vespertino, con comienzo a las 18:30 horas. Aproximadamente 2.000 personas acudieron a la sesión preparatoria, lo que vuelve a mostrar el alto número de seguidores que el equipo vigués tiene en toda la zona de O Salnés. Tras la sesión de ayer, los aficionados célticos podrán a volver a su equipo en el partido del sábado ante el Lugo (20:30) en el propio Baltar. Los precios irán de 10 a 15 euros. 

Más en Deporte local
Comentarios