Deporte local

El Celta inicia la cuenta atrás

Deporte local

Celta

El Celta inicia la cuenta atrás

Iago Aspas toca balón en un entrenamiento de la semana pasada en las instalaciones de A Madroa.
photo_cameraIago Aspas toca balón en un entrenamiento de la semana pasada en las instalaciones de A Madroa.
El equipo celeste vuelve hoy al trabajo en A Madroa para preparar el partido del próximo sábado contra el Villarreal

La plantilla del Celta disfrutó ayer de la última jornada de descanso antes de encarar la recta final de la preparación para el regreso de la Liga, que en su caso tendrá lugar en Balaídos el próximo sábado, a las 17:00 horas, con el Villarreal como primer adversario.

El cuerpo técnico que encabeza Óscar García Junyent ha citado hoy, a las 10:00 horas, en las instalaciones deportivas de A Madroa, a los 23 jugadores disponibles de la primera plantilla –todos a excepción del lesionado Sergio Álvarez–, para comenzar la segunda semana de entrenamiento con todos los futbolistas juntos, la quinta desde que se reinició el trabajo al término del confinamiento masivo de la población, el pasado 11 de mayo.

Después de una semana de ejercicios individuales, otras dos de entrenamientos con grupos de diez jugadores y las pruebas con toda la plantilla que se realizaron del lunes al sábado pasados, Óscar García y su equipo disponen de apenas cinco días para poner a punto a sus futbolistas y diseñar una estrategia con la que tratar de superar el sábado al Villarreal, un rival que lucha por clasificarse para una competición europea, pero al que el Celta ha vencido en los últimos tres enfrentamientos, dos de ellos con tintes dramáticos para los celestes.

El técnico de Sabadell tendrá que preparar a su plantilla no sólo físicamente, sino también en el aspecto psicológico, ya que el Celta retomará una competición muy diferente a la que dejó allá por el mes de marzo: una Liga rodeada de fuertes medidas de seguridad sanitaria, con la incógnita de la respuesta de cada jugador después de tres meses sin disputar un partido y con encuentros a puerta cerrada, sin público en las gradas de los estadios, para prevenir la expansión del coronavirus.

Muchas novedades que deberán ser asumidas por los equipos y que determinarán a buen seguro este final de Liga, al que el Celta llega en una situación apurada. El conjunto vigués ocupa actualmente el decimoctavo puesto de la clasificación con 26 puntos y uno solo de ventaja sobre la zona de descenso.
Por delante quedan once partidos en los que se decidirá todo, desde el campeón hasta los equipos que irán a la Liga de Campeones o los que descenderán a Segunda. El Celta inicia la cuenta atrás. 

Una sesión en Balaídos

 El Celta preparará con cinco entrenamientos el partido del próximo sábado contra el Villarreal. El cuerpo técnico que lidera Óscar García Junyent no ha programado ninguna doble sesión para la última semana de trabajo de esta minipretemporada, aunque el viernes el equipo se ejercitará en Balaídos a la misma hora del partido contra el conjunto castellonense, a las 17:00.

El conjunto celeste ya regresó a su estadio el martes de la semana pasada para empezar a coger sensaciones de cara un final de campeonato que se desarrollará a puerta cerrada, al menos en las primeras jornadas.

Por su parte, la plantilla del Villarreal, primer rival del Celta, realizó el pasado sábado en La Cerámica un ensayo general de cara al inicio del campeonato, con un partido de entrenamiento para adaptarse a la nueva norma liguera y a jugar sin público tanto en su campo como a domicilio. El técnico, Javier Calleja, cuenta con 26 jugadores de campo y cuatro porteros. n

Más en Deporte local
Comentarios