Deporte local

Cambio de ciclo en el Celta B

Deporte local

Celta B

Cambio de ciclo en el Celta B

Dani Molina debía pasar la próxima temporada al primer equipo si continuaba en las filas del Celta.
photo_cameraDani Molina debía pasar la próxima temporada al primer equipo si continuaba en las filas del Celta.
El club anuncia la salida de diez jugadores, ocho de plantilla y los cedidos Yeboah y Javi Gómez
El Celta ha decidido llevar a cabo un cambio de ciclo en su equipo filial, que la próxima temporada competirá de nuevo en la categoría de bronce. El club celeste anunció ayer la salida de hasta diez jugadores del conjunto que entrena Onésimo Sánchez, ocho de la plantilla –algunos de ellos con varias campañas en la entidad– y los cedidos Yaw Yeboah y Javi Gómez.
Concretamente, no seguirán jugando el próximo curso en el Celta B Emmanuel Apeh, Fran Vieites, Juan Ros, Dani Molina, Manu Farrando, David Álvarez, Martín Rafael y Tiago, futbolistas a los que el club vigués expresó ayer "o seu máis sincero agradecemento a todos eles pola súa actitude, entrega e compromiso así como desexarlles o maior dos éxitos nas súas novas etapas profesionais".
Entre las salidas decididas por los dirigentes del Celta destacan algunas por la importancia que los jugadores han tenido en el equipo en las últimas temporadas. Apeh, el máximo goleador del filial esta última campaña con 12 tantos, ya había sido descartado en el verano del año pasado, pero finalmente el club lo repescó y volvió a dar un buen rendimiento por su capacidad de definición.
Por su parte, Manu Farrando actuó como capitán del equipo en varios partidos del curso pasado. El central menorquín llegó al Celta B en el verano de 2018, tras cinco temporadas en el Atlético Baleares, y era un titular indiscutible en el equipo de Onésimo.
Lo mismo puede decirse de Juan Ros. El también central de Cartagena aterrizó en el club vigués en el año 2016 y en 2018 renovó su contrato por otras dos campañas. Solamente las lesiones apartaron de la titularidad al futbolista murciano en el filial en estos años.
Otro jugador que tenía opciones de continuar es Dani Molina. El centrocampista andaluz fichó por el Celta en enero de 2017, procedente del Recreativo de Huelva, y ha estado las últimas dos temporadas y media en el filial, con etapas en las que fue titular y otras en las que pasó también por el banquillo.
Molina tenía contrato hasta 2021, pero en ese caso debía pasar al primer equipo, una opción que ha descartado el club celeste. El pasado mes de mayo, el jugador onubense, pretendido por su antiguo club y por el San Fernando, entre otros, expresó su deseo de continuar en Vigo, pero ayer figuraba también en la lista de salidas.
Más esperada era la marcha del portero Fran Vieites, que entró a formar parte de la cantera del Celta en 2015, todavía en edad cadete y procedente del Bertamiráns. La incorporación de Rosic en el pasado mercado de invierno, tras la lesión de Álvaro Fernández, ya apuntaba a una salida del meta. n

Más en Deporte local
Comentarios