El Concello estima que después de Reyes la nueva empresa Aldasa retomará las obras

Cangas terminará el campo del Alondras tras pagar 98.500 €

José Antonio García Pérez y Clara Millán González. Foto: JLM
La alcaldesa de Cangas, Clara Millán González, del BNG, y el representante de la empresa Copcisa, José Antonio García Pérez, firmaron ayer la 'resolución anticipada de mutuo acordo do contrato das obras' de reforma del Campo de Fútbol do Morrazo, adecuación del terreno de juego, y mejora de las instalaciones, que con cargo al Plan E del Estado fueran adjudicadas a Copcisa, y que ahora, tras las deficiencias detectadas, serán retomadas y terminadas en dos meses por la empresa Aldasa, segunda mejor oferta en su día en el concurso celebrado.
La empresa aceptó una liquidación de 98.527 euros, IVA incluido, que es la suma de las dos certificaciones de obra aceptadas por el Concello, puesto que lo hecho hasta ahora está valorado en 47.000 euros más, a lo que habría que añadir IVA y gastos generales. La dirección de obra, que está a cargo de la arquitecta municipal, Isabel Medraño, afirmó que está certificado el 50% de lo hecho en ese campo del club Alondras, aunque lo tiene cedido al Concello por 25 años.
El Concello se compromete a devolver a la constructora la garantía definitiva, que asciende a 23.761 euros, acordando ambas partes que como consecuencia de la resolución anticipada de mutuo acuerdo, 'non procede reclamación algunha por posibles incumprimentos contractuais, e tampouco procede o pago de ningunha cantidade en concepto de danos e prexuízos'.
La directiva del club Alondras, que milita en Tercera División, llegó a amenazar con retirar sus equipos de la competición oficial si este mes no eran retomadas las obras, paralizadas desde el 20 de octubre tras comprobar que no se ajustaban al proyecto, resultando llamativo que para ahorrar costes Copcisa llegó a recortar 3 metros el ancho del terreno de juego, y a asfaltar, para colocar la hierba artificial, con una capa de 3 centímetros en vez de 7.
En el acta de comprobación y medición para la liquidación de las obras, que tiene fecha del pasado día 16, la directora de las mismas expone que 'han sido ejecutadas sensiblemente de acuerdo con el proyecto, la documentación técnica que las define, las normas de construcción, y teniendo en cuenta las prescripciones en vigor, entregándose a la propiedad en correctas condiciones. Los asistentes han realizado un reconocimiento detallado en las obras, coincidiendo en que se encuentran en buen estado', resultando evidente que el Concello tuvo que aceptar esa redacción para que Copcisa firmara la rescisión amistosa del contrato.
Hubo una primera certificación aprobada por el gobierno local BNG-PSOE el 15 de septiembre, por importe de 35.643 euros, y una segunda que aprobó la Alcaldía por resolución el pasado martes, que asciende a 62.884.
El proyeto de mejora del Campo do Morrazo fueran adjudicadas a Copcisa el pasado 13 de julio por 560.770 euros, con un plazo de ejecución de 3 meses.
Aclaró la directora de las obras que Aldasa presentó la misma oferta, al ajustarse al presupuesto de licitación, aunque con menos inversión en mejoras, que en realidad resultaban poco creíbles, dado que Copcisa valoraba en 15.000 euros porterías que suelen costar 3.000. Ahora será preciso sobre todo levantar gran parte del asfaltado, algo que será analizado en la reunión de hoy con Aldasa.

Te puede interesar