A. Metropolitana

Baixo Miño podría quedar sin autobuses parte de la mañana

A. Metropolitana

baixo miño

Baixo Miño podría quedar sin autobuses parte de la mañana

Los representantes de los cinco ayuntamientos que integran la mancomunidad que preside Ánxela Fernández.
photo_cameraLos representantes de los cinco ayuntamientos que integran la mancomunidad que preside Ánxela Fernández.
La Mancomunidad presentará alegaciones al proyecto de explotación de este servicio

nnn Los ayuntamientos de la mancomunidad del Baixo Miño (Tomiño, Tui, O Rosal Oia y A Guarda) acordaron presentar una alegación conjunta al proyecto de explotación de servicios públicos de transporte regular de viajeros de uso general por carretera, que en estos momentos se encuentra en trámite de audiencia.
La mancomunidad del Baixo Miño, presidida por la alcaldesa de O Rosal, Ánxela Fernández Callís, recoge varios puntos que afectan al servicio público de transporte y que podría suponer un deterioro en la calidad  del mismo.
Por ejemplo, el proyecto autonómico pretende reducir la frecuencia horaria de los autobuses que circulan de mañana desapareciendo el servicio en el horario de 09.30 a 12 horas, con lo cual la comarca queda sin transporte público en esa franja de la mañana. 

Billetes más caros
En lo que se refiere a los precios, el hecho de no estar en el Área Metropolitana de Vigo implica una situación de desigualdad con los vecinos de otras comarcas como pueden ser la Val Miñor, Morrazo o Condado que pagan la mitad por su billete.  
Por otra parte, no se resuelve adecuadamente la problemática existente en la conexión con el área sanitaria (Hospital Álvaro Cunqueiro y Meixoeiro) y con la Universidad de Vigo.
Tampoco se tiene en cuenta, de cara al futuro, el desarrollo que está experimentando la línea ferroviaria portuguesa, no previendo ninguna conexión del transporte público gallego con la línea de tren de Portugal, que permita combinar estos dos servicios públicos.
Asimismo el pliego de condiciones puede perjudicar a las pequeñas empresas de la comarca al valorar que sean necesarios autobuses de grandes dimensiones, que hoy no existen (autobuses de más de 50 plazas) y que no parecen necesarios para la demanda de la comarca, donde el transporte nunca va al límite de su ocupación.
La Mancomunidad lamenta que no se aproveche esta oportunidad que apostar por el servicio público, ya que si se precariza, tendrá menos viajeros y resultará menos rentable, siendo un círculo vicioso que no favorece el transporte público, una solución de movilidad que Europa recomienda como menos contaminante, más rentable y con futuro.
La Mancomunidad, además de presentar las alegaciones, solicitará un encuentro con la Dirección Xeral de Mobilidade con el fin de trasladar esta situación que supone un perjuicio para los vecinos de la comarca. n

Más en A. Metropolitana
Comentarios