Las TV públicas, imprescindibles… ¿pará qué?

Las TV públicas, imprescindibles… ¿pará qué?

Sin financiación pública, es imposible que haya una televisión. Intenten, si no, montar una. Una televisión pequeña, local, sin pretensiones. Yo les cuento. Primero han de contar con una licencia. Problema gordo. Las licencias las conceden los gobiernos, es decir, los partidos políticos. Pero aún así, no puedes ir a solicitar una, así por así. Hay que esperar a que monten una convocatoria de licencias, porque ellos deciden cuántas televisiones puede haber. No es usted, ni la audiencia quien lo decide; son ellos. Una vez realizada la convocatoria para otorgar, pongamos el caso, cuatro licencias, deberá usted presentar un complejo y costoso proyecto técnico y de estudios. Pero además, ha de cumplir una serie de requerimientos que, aún yendo en contra del modelo de televisión que quiere hacer, ha de cumplir lo que ellos quieren. Deciden por usted el tipo de programación que deben emitir en prime time, deciden el idioma en que deben emitir, y limitan el tipo de acuerdos a los que se pueden llegar con otros operadores o agentes del sector. 
Después de escalar un odioso Tourmalet y pagar tasas a diestro y siniestro, pónganse ahora a emitir, con unos costes de difusión de señal imposibles de cubrir, por no decir los de personal y equipamiento técnico. Una verdadera pesadilla. Un día llaman a la puerta y te dicen que la SGAE quiere cobrar el 3% de la facturación “¿Cómo? Si perdemos dinero… será de las ganancias…””No, no, de la facturación, nos importa bien poco si ganan o pierden, lo que queremos es ganar nosotros”. Ese día no duermes, ni el siguiente, pensando cómo se van a pagar los seguros sociales. Los políticos, la SGAE y la Tesorería, a pierna suelta. Tienen asegurado el salario.
 Y dale. Ya viene VOX con la cantinela de las televisiones públicas. Vamos a llamarles un poco fachas a ver si enterramos rapidito el asunto. Y vamos a dar Juan Imedio, Irma Soriano o Gayoso a saco, que ya sabemos que son los referentes de la intelectualidad europea. Y nosotros a la nuestra, a poner guapa a la presi.
Televisión de Galicia tiene un presupuesto de más de 109 millones de euros cada año, y Canal Sur de casi 170. Pero los políticos insisten… ¡es tan esencial para nuestra formación humana! (otra vez pensando por nosotros, que no entendemos…, que no alcanzamos a comprender las cosas importantes, …). La ampliación de 50.000 m2 del CHUAC en La Coruña tiene un coste de 200 millones y hacer un nuevo complejo en otro lugar 350. Cada tres años un hospital nuevo ¿Qué les parece? ¿Cerramos ya? Ah.. ¿Qué esto es demagogia? Sí, y de la buena.