Imprimir

"Estoy ansiosa por saltar a la pista de A Guarda"

adrián pérez. vigo | 15 de Marzo de 2019

La americana Jence Ann Rhoads vistiento la camiseta de su selección.
La americana Jence Ann Rhoads vistiento la camiseta de su selección.

El Mecalia Atlético Guardés cuenta con una nueva jugadora en sus filas: la estadounidense Jence Ann Rhoads (Pensilvania, 1988), una deportista experimentada en el baloncesto y que, al igual que hizo su madre anteriormente, tomó la decisión de volcarse en el balonmano y actualmente forma parte de la selección femenina de Estados Unidos. Jence Ann vuelve a A Guarda tras entrenar con las de José Ignacio Prades durante el pasado mes de diciembre, dispuesta a convertir al club del Baixo Miño en un equipo de éxito. Entre sus próximos retos, además del final de temporada con el Guardés se presentan las convocatorias con la selección estadounidense este mismo verano en los Juegos Panaméricanos.

¿Cómo se siente al haber fichado por el Atlético Guardés? 
Estoy muy emocionada por poder estar en este equipo. Creo que A Guarda es un lugar muy bonito. Me encanta estar tan cerca del mar y conocer a toda la gente , porque han sigo muy amables y me han acogido muy bien.

Es su segunda vez en A Guarda tras entrenar con el club el pasado diciembre, ¿cómo valora este regreso? 
Todos han sido muy buenos con mi regreso. Creo que están felices de que vuelva. En principio estaba planeado que llegase ya en enero o febrero, pero hubo ciertas complicaciones estando en Estados Unidos. Todo ha sido maravilloso y espero que tanto el equipo como el entrenador estén contentos con mi llegada. 

¿Está preparada para los próximos retos con el Atlético Guardés?
Estoy ansiosa por saltar a la pista de A Guarda y empezar a jugar con el equipo para ver a las chicas en acción. Espero poder ayudar al club y que podamos escalar en la tabla. Quiero ver también al resto de equipos en la competición, porque todavía no los conozco demasiado. Los he visto en partidos, pero quiero conocerlos más a fondo, conocer su nivel y a las jugadoras que hay.

¿Tiene miedo de no cumplir las expectativas de cara al final de la temporada?
Solo quiero ayudar al equipo en todo lo que esté en mi mano. Si tenemos más capacidad de crecer o menos no me importa. Mi objetivo es ayudar en todo lo posible para que seamos un club exitoso y también a título personal, conseguir ser mejor de cara a las competiciones con la selección de Estados Unidos este verano. 

¿Cuándo se puso el Guardés en contacto con usted para concretar su fichaje?
Fue un poco antes de venir en el mes de diciembre. El anterior entrenador de los chicos de la selección estadounidense de balonmano,  Javier García Cuesta, fue quien me ayudó a ponerme en contacto con el Guardés. Javier también fue entrenador durante muchos años aquí en España y gracias a él pude estar en diciembre entrenando en el club, ver al equipo y conocer a mis compañeras. Tengo que darle las gracias porque hizo posible que hoy forme parte del Mecalia Atlético Guradés.

Su padre fue jugador de baloncesto y su madre se dedicó profesionalmente al balonmano. Usted ha conocido de primera mano ambos deportes, ¿por qué se decantó por el balonmano?
Mi madre antes del balonmano también jugó al baloncesto. Parece que voy siguiendo sus pasos (ríe). Siempre quise dedicarme a un deporte en el que tuviese la oportunidad de llegar a formar parte de la selección estadounidense. Si seguía en el baloncesto es probable que no llegase a tener esa opción. Quería poder participar en competiciones internacionales, en los Juegos Panamericanos y también en los Juegos Olímpicos, así que decidí centrarme en el balonmano. No es un deporte tan popular en los Estados Unidos. No es como aquí que hay muchos jugadores e incluso niños practicándolo desde pequeños. En la selección nacional buscaban atletas y jugadores de otros deportes para preparar al equipo y asistir a las competiciones internacionales, así que decidí implicarme para poder vestir la camiseta del equipo nacional.

Este verano vuelve con su selección para participar en los Juegos Panamericanos y buscar la plaza para Tokio. ¿Cómo afronta estas citas deportivas?
Es una ocasión increíble y tengo muchas ganas de estar de nuevo con mis compañeras de selección tras no haber jugado juntas después de un tiempo. Este verano tenemos dos grandes competiciones, en mayo el Campeonato de Norte América y el Caribe y en julio los Juegos Panamericanos. Es un honor poder jugar con la selección de tu país y representar a los Estados Unidos.

¿Cree que su estancia en el Atlético Guardés será de gran ayuda para el próximo verano?
Absolutamente. Fue una de las razones por las que decidí fichar por este club. En diciembre conocí a todas las chicas, me enseñaron un montón de cosas y me mostraron cómo es un equipo de verdad. No tenía una gran experiencia en equipos y estoy aprendiendo mucho también gracias al entrenador, José Ignacio Prades. Me está ayudando a crecer en este deporte y a subir el nivel de mis propias habilidades y mi forma de jugar. 

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/deporte-local/estoy-ansiosa-saltar-pista-guarda/20190315002303696557.html


© 2019 Atlántico

© Rías Baixas Comunicación, S.A.

Contenidos con licencia Creative Commons