VIGO

La Xunta inicia el plan piloto que exige reservas previas para ir a Cíes

La temporada se pone en marcha dentro de 14 días con los viajes en Semana Santa, ya con el nuevo sistema

Terminó la instalación de la primera señalización desde la autopista hacia las Cíes, pensada para hacer más fácil el acceso de los visitantes durante el verano. Está tras Rande, justo donde los nuevos radares, todavía desactivados por las ob
Terminó la instalación de la primera señalización desde la autopista hacia las Cíes, pensada para hacer más fácil el acceso de los visitantes durante el verano. Está tras Rande, justo donde los nuevos radares, todavía desactivados por las ob
La Xunta inicia el plan piloto que exige reservas previas para ir a Cíes

n n n  La Consellería de Medio Ambiente ha decidido finalmente y a contrarreloj poner en marcha de inmediato el plan piloto para la temporada de Cíes en Semana Santa que contempla la obligación de una reserva previa a la compra de billete para todos los interesados en ir a las islas. Se trata del mismo sistema que opera con éxito en el acceso de la playa Catedrais, de Lugo, y que ha sido acogido con enormes reservas por las navieras que dentro de dos semanas podrán reiniciar los viajes desde Vigo. Fuentes de la Consellería de Medio Ambiente señalaron que en cuestión de días estará operativa la plataforma de reservas para las personas interesadas, que antes de comprar el billete deberán disponer de la autorización para entrar en el Parque Nacional, fijando el día concreto. De esta forma, insistieron en que se garantiza con total seguridad no superar el máximo aforo diario en las Cíes, que se fija en 2.200 excursionistas y otras 500 entre el camping y servicios colectivos, algunos menos que hasta el pasado verano. 
Las navieras realizaron varias objeciones y se las plantearon a la Consellería de Medio Ambiente y la dirección del Parque Nacional Islas Atlánticas, que de momento no han respondido aceptando o rechazando todas o algunas de las propuestas formuladas. Sobre todo, creen que podría suponer una caída importante del número de visitantes (el año pasado fue el récord) y reclaman que el billete y la reserva se hagan a la vez. De momento, Medio Ambiente no ha contestado afirmativamente.
Por otro lado, los servicios jurídicos de la Xunta estudian el recurso de apelación presentada por las navieras por  la sanción impuesta por la Administración gallega por sobreventas de billetes en verano, que ascendió a cerca de un millón de euros. En tanto no haya un dictamen, y se espera para dentro de uno o dos meses máximo, la multa no se podrá formalizar. Con todo, es seguro que si la resolución, como se espera, es negativa, acudirán a los tribunales por la vía de un recurso contencioso que seguirá paralizado la ejecución. n